Rodrigo L.
Rodrigo L.
16 Jul, 2021 - 12:57
préstamo

Qué saber para pedir un préstamo, 15 términos financieros

Rodrigo L.

Descubrir lo que hay qué saber para pedir un préstamo nos permitirá conocer el significado de extraños términos técnicos como amortización o T.A.E.

El dinero es ese bien aceptado como pago, deseado por muchos aunque en realidad son pocos los que lo poseen en abundancia. El resto se conforma con llevar algo encima o ahorrar una pequeña cantidad con la que poder hacer frente a las adversidades, que siempre llegan. Pero cuando estas ocurren y no tenemos suficiente dinero para solventarlas necesitamos pedirlo a entidades bancarias.

A menudo la terminología que utilizan los gestores de nuestra petición suele resultar incomprensible. Hacernos un listado sobre qué saber para pedir un préstamo resulta indispensable para poder contratar con claridad. Que no exista ningún término que no comprendamos correctamente. De esta manera expresiones como amortización, día hábil o prestatario no nos parecerán un idioma desconocido.

Qué términos conocer para pedir un préstamo

A continuación hablamos una serie de quince términos financieros que nos facilitarán nuestra comprensión sobre los préstamos. Porque ampliar el conocimiento implica también aumentar la seguridad en nosotros mismos y la capacidad de decidir. Antes de firmar nada, mejor conocer bien qué significa:
#1. Amortización
Se produce cuando vamos cancelando una parte del capital que nos dieron al hacer el préstamo. Es decir, vamos pagando lo que debemos.

#2. Aval
Puede ser tanto una entidad financiera como una persona. El avalista garantiza, en caso de impago, que el dinero del préstamo sea devuelto.

#3. Cantidad adeudada
Es el importe del dinero que nos han prestado, al que se añaden los diversos costes que implica el préstamo. Sin duda un término fundamental a la hora de qué saber para pedir un préstamo.

#4. Cantidad desembolsada
Es la cantidad que recibimos en nuestra bancaria por parte de la entidad que nos concede el préstamo. Puede ser igual o incluso inferior al capital.

#5. Capital
La cantidad que la entidad prestamista pone a nuestra disposición. En ella no aparecen los intereses y comisiones que acordamos en el contrato de préstamo.

#6. Comisión
Es el importe que cobra la entidad que nos concede el préstamo por las diversas gestiones que se hacen para conceder el mismo. Entre las comisiones más habituales están las de apertura de la operación, las de estudio de la solvencia del cliente o las de cancelación anticipada, en donde nos cobran los intereses que el prestamista deja percibir por nuestro pago adelantado.

#7. Crédito
Una entidad pone a nuestra disposición una cantidad de dinero que no tenemos por qué retirar toda de una vez. Es posible que vayamos disponiendo de ella según nuestras necesidades.

#8. Día hábil
Significa un día laborable dependiendo del calendario de la Comunidad Autónoma donde hayamos solicitado el préstamo.

#9. Letra o cuota
La cantidad que tenemos que pagar periódicamente a la entidad prestamista. Dependerá de la forma y tiempo acordados.

#10. Plazo
Constituye el periodo de tiempo en el que tendremos que pagar las cuotas del préstamo, intereses incluidos.

#11. Prestamista
La entidad que nos facilita el dinero. También puede ser un particular, aunque lo recomendable es hacerlo con una entidad.

#12. Préstamo
El contrato financiero en el que nos comprometemos a devolver el dinero recibido en el plazo establecido y abonando los intereses acordados. Contrato que hay que saber y tener claro al pedir un préstamo.

#13. Prestatario
Nosotros cuando conseguimos que nos concedan el préstamo. Hasta ese momento únicamente somos solicitantes.

#14. T.A.E.
Son las siglas de Tasa Anual Equivalente. Es un porcentaje que sirve para que nos hagamos una idea de lo que nos puede costar el préstamo. En su cálculo incorpora el T.I.N. así como las comisiones que lleva aparejada el préstamo.

#15. T.I.N.
Son las siglas de Tipo de Interés Nominal. Es el precio que cobra la entidad que nos presta el dinero. Constituye un interés sobre el importe que pedimos prestado. Normalmente se determina en función de nuestro perfil de riesgo y hace referencia a un periodo de tiempo, que puede ser mensual, anual… Debe aparecer siempre en el contrato.

A continuación, contacta con nuestro experto en préstamos para que ayude a encontrar el mejor préstamo para ti: Pincha AQUÍ

También te puede interesar: