Las pruebas más divertidas para organizar una gymkana infantil

Si te propones organizar una divertida gymkana infantil, es conveniente que vayas preparado. Te contamos algunas de las pruebas más populares para que lo paséis en grande juntos.

Las pruebas más divertidas para organizar una gymkana infantil
Aprendizaje y diversión en igual medida


Pocas cosas hay más saludables para los niños que pasar un fin de semana en la playa o la montaña de excursión. Poder controlar la situación, pero saber poner el toque divertido es una de las tareas principales de los profesores y monitores, que harán todo lo posible para que los más pequeños pasen un buen rato.

De entre las actividades que se pueden realizar, la más popular de todas suele ser una divertida gymkana infantil, mediante la cual se puede premiar a los niños por participar en una serie de juegos, fomentando la competición y el deporte.

Si quieres preparar tu propia gymkana para algún evento, te dejamos varias ideas muy originales.


5 pruebas perfectas para una gymkana infantil


1. La carrera de obstáculos

Esta prueba es un clásico que no puede faltar en ninguna gymkana. Prepara un recorrido con diferentes elementos que bloqueen el paso, así los niños podrán correr, esquivar y saltar. Dependiendo de la edad puedes hacerlo más sencillo o complicado.



2. El cubo de agua

Otra de las pruebas estrella. Llena un cubo grande de agua e introduce manzanas peras y otras frutas. Con las manos atadas, los niños deberán morder y atrapar la fruta con la boca. Además de promover una alimentación sana, hará que se lo pasen en grande.



3. El juego del pañuelo

Consiste en hacer varios equipos, que se atarán al pantalón un pañuelo de su color y tendrán que atrapar el de los demás. Es un ejercicio muy saludable que se usa también como calentamiento en varias disciplinas deportivas.



4. Equilibrios con la pelota

Hay varias versiones de este juego, pero consiste en hacer un recorrido llevando una cucharita en la boca con una pelota. El equipo que llegue más lejos sin dejar caer la bola será el ganador, siendo una prueba perfecta para practicar el equilibrio y la coordinación.



5. El trabalenguas

Como también se debe entrenar la mente, la prueba del trabalenguas es perfecta para la ocasión. Haz que los niños escuchen un fragmento largo de poesía o un trabalenguas divertido y difícil de pronunciar.

El equipo que sea capaz de aprenderlo correctamente en menos tiempo será el ganador de la prueba.

¿Suena divertido, verdad? Lo principal es que todos pasen un buen rato en el que además de aprender, puedan realizar deporte y sentir el deseo de competir de una manera sana.

Estas pruebas las puedes usar como base para crear tus propios juegos en una gymkana infantil, existen infinidad de combinaciones, así que ¡demuestra tu creatividad junto a los niños!
 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados