10 condimentos malos para la salud que deberías evitar

Si quieres comer sano deberás comenzar a evitar estos diez condimentos malos para la salud que aquí te presentamos, con los que puede que acompañes más de una vez a tus comidas.

10 condimentos malos para la salud que deberías evitar
Ni te imaginas lo que esconden algunos de los siguientes condimentos

La ajetreada rutina del día a día te obliga a llevar un ritmo de vida tan acelerado que muchas veces resulta casi imposible pararte a pensar en tu alimentación. Y es que, muchas veces, comer cualquier cosa puede que no sea realmente bueno para tu organismo, ya que existen, por ejemplo, ciertos condimentos malos para la salud, los cuales te convendría evitar durante tus comidas y poder así llevar una dieta más sana y equilibrada.

Si quieres saber cuáles son esos condimentos malos para la salud con los que quizás acompañes a tus comidas, a continuación te desvelamos diez de estos, al mismo tiempo que te presentamos algunas alternativas más saludables que los sustituyan. ¡No te lo pierdas!

10 condimentos malos para la salud que eliminar de tu dieta


1. Mayonesa

mayonesa

La mayoría de las mayonesas tienen como principal ingrediente el aceite de soja refinado. Esto significa que el aceite se procesa a altas temperaturas, lo que transforma a este condimento en un alimento muy poco saludable.

Como alternativa podrás elaborar pasta de aguacate, yogurt, guacamole, humus o hacer tu propia mayonesa casera.

2. Kétchup

ketchup

Esta famosa salsa perfecta para acompañar patatas fritas, tampoco es nada sana. A pesar de no contar con mucha grasa, el ketchup tiene mucho azúcar, lo que hace que este condimento se convierta en un alimento todavía más perjudicial para el organismo.

Si eres un gran fan de ketchup, intenta reemplazarlo por una salsa de tomate muy parecida pero mucho más saludable. Hacerla es muy sencillo, tan solo tendrás que triturar un tomate y añadirle los siguientes condimentos:

  • una cucharadita de cebolla en polvo
  • media cucharadita de azafrán
  • media cucharadita de paprika
  • una cucharadita de sal
  • un cuarto de una taza de vinagre de sidra de manzana
  • un cuarto de una taza de agua


3. Mostaza de miel

mostaza-miel

Puede que la mostaza no tenga muchas calorías, pero contiene sal y, cuando a esta salsa se le añade miel, queda aún más saturada de azúcar que el propio ketchup. Por ello es preferible consumir mostaza tradicional, pesto o humus.

4. Salsas para ensalada

Estas salsas sin grasa pueden parecer la elección correcta para acompañar a tus ensaladas. Sin embargo, suelen tener un alto contenido de azúcar. Un yogurt griego como alternativa, siempre puede ser una buena solución.

5. Salsas picantes

tabasco

Las salsas picantes como el tabasco, son una tentación para todos aquellos a los que les gusta la comida picante. El problema es que estas salsas están cargadas de sodio. Una simple cucharadita de este tipo de salsas puede contener 200mg de sodio. Una cifra que está muy por encima de los 1,5mg (cantidad diaria máxima recomendada).

¿Qué te parecería comenzar a consumir jalapeños mexicanos? Una elección picante, pero mucho más natural y saludable.

6. Salsa de soja

salsa-soja

Parece inaudito comer sushi sin sumergirlo en salsa de soja. Sin embargo, esta salsa contiene unos altos niveles de sal, azúcar y sodio nada beneficiosos para tu salud.

Como alternativa podrás condimentar el sushi con coco de aminos, una salsa vegetal hecha a base de coco.

7. Nata

nata

Tan solo dos palabras: grasa y calorías. Si se trata de nata como salsa para acompañar patatas, por ejemplo, el yogurt griego cuenta con muchas proteínas y calcio para funcionar como un sustituto a esta mucho más saludable.

8. Topping de chocolate

topping-chocolate

El topping de chocolate es uno de los mejores aliados de la grasa abdominal, el colesterol alto y la diabetes. Optar por un chocolate con un 70% de cacao, no solo te ayudará a prevenir enfermedades del corazón, también mejorará tu estado de ánimo y protegerá tu piel.

9. Queso Parmesano

parmesano

Este queso está cargado de calorías, grasas saturadas y sodio, elementos que no son nada buenos ni para tu salud ni para el colesterol.

Sustituir el queso Parmesano por una mezcla de nueces y otros frutos secos rallados con levadura nutricional es una alternativa mucho más sana.

10. Salsa barbacoa

salsa-barbacoa-pollo

La salsa barbacoa es ideal para acompañar carnes asadas a la parrilla. Sin embargo, posee un alto contenido en azúcar, lo que acaba por convertirse una fuente de enfermedades cardíacas, diabetes y problemas dentales.

Preparar una salsa de arroz casero, mezclándola con algunas frutas licuadas como frambuesas, mangos o melocotones y añadirla aceite de coco en vez de azúcar, será una de las mejores alternativas que podrás encontrar para la salsa BBQ.

 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados