Ensalada de pimientos asados, una receta facilísima

En este artículo aprenderemos a hacer una ensalada de pimientos asados, una receta que apetece en cualquier época del año.

Ensalada de pimientos asados, una receta facilísima
Si le añadimos una buena lata de ventresca tendremos un plato muy completo

Los pimientos… ese gran producto que acompaña a tantos platos y que siempre acabamos comprando de bote porque nos da pereza asarlos. Y lo cierto es que llevan su tiempo, pero vamos a quitarnos la pereza de encima y vamos a ponernos manos a la obra para poder preparar, por ejemplo, una ensalada de pimientos asados.

Lo bueno de esta receta es que sirve para cualquier época del año y que se puede servir como acompañamiento a casi a cualquier comida.

Ingredientes para la ensalada de pimientos asados

Realmente los ingredientes para preparar esta ensalada de pimientos asados son bastante básicos, el problema es que el tiempo de horneado es largo. Necesitaremos:

  • 3 pimientos rojos grandes
  • 1 cebolla
  • 1 tomate maduro
  • Aceite de oliva
  • Vinagre
  • Una pizca de comino
  • Una pizca de orégano
  • Sal y pimienta al gusto


Elaboración de la ensalada de pimientos asados

Una vez que tenemos los ingredientes vamos a empezar con la preparación. Este es el proceso, paso por paso:

1. Pelamos la cebolla y lavamos el tomate y los pimientos.

2. Secamos las hortalizas, salpimentamos y untamos con aceite de oliva.

3. Cubrimos una bandeja de horno con papel de aluminio y colocamos sobre este el tomate, la cebolla y los pimientos.

4. Horneamos durante 50 minutos o una hora a 180 grados. Es importante darles la vuelta a los pimientos a mitad de cocción para que se hagan bien por todos lados.

5. Pasado ese tiempo sacamos del horno la bandeja y, tal cual, la cubrimos con papel de aluminio. Dejamos enfriar para poder pelar los pimientos más fácil.

6. Cuando los pimientos y el tomate hayan enfriado, los pelamos y les quitamos las semillas. Reservamos el jugo de la cocción.

7. Cortamos los pimientos en tiras, el tomate en daditos y la cebolla en juliana. Colocamos en una fuente y echamos por encima el jugo que han soltado las hortalizas en el horno.

8. Terminamos de aliñar la ensalada con un chorro de aceite de oliva, un chorrito de vinagre, una pizca de orégano, una de comino y sal al gusto.
 

Variaciones de la ensalada de pimientos asados

En esta ocasión hemos utilizado pimientos rojos, pero si te gustan puedes añadir también uno verde y/o uno amarillo. Y la cebolla puedes echarla cruda, cortada en juliana, si quieres darle a tu ensalada de pimientos asados una textura más crujiente.
Además, si quieres que tu ensalada de pimientos asados sea aún más completa puedes echarle una buena lata de ventresca.

 

También te puede interesar:

Continuar Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados