Los autónomos culpan a Basilea III de la falta de crédito

Los autónomos tienen que justificar que no han sufrido pérdidas de ventas en los dos ejercicios anteriores a la solicitud del préstamo.

Los autónomos culpan a Basilea III de la falta de crédito
Los autónomos, sin crédito hasta 2016
  • Demandan más fondos para el ICO y la SGR

Durante los últimos días se ha hablado mucho del incremento de préstamos a los autónomos. Recordemos:

Por una parte, el Instituto de Crédito Oficial ha asegurado que, en lo que llevamos de año, se han concedido más de 6.500 millones de euros en préstamos. Eso supone un 165% más que en 2013.

Por otra, han aumentado los préstamos concedidos por la Confederación Española de Sociedades de Garantía Recíproca. De las 10.893 operaciones solicitadas por los autónomos el año pasado se aprobaron el 77% (8.434).

Un millón de autónomos, insolventes


Mientras los organismos implicados sacan pecho y achacan esta mejora a la apertura del crédito por parte de los bancos, los autónomos se quejan de que esa sólo es la teoría. En la práctica lo que ocurre es lo siguiente: “los autónomos no vamos a tener crédito porque Basilea III declara insolventes estructurales a un millón de autónomos”, según palabras de Sebastián Reyna, secretario general de la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos.

Pese a que el objetivo de Basilea III es que haya más capital, las condiciones exigidas son bastante duras. Estas son algunos de los requisitos:

Para acceder al crédito, los autónomos tienen que justificar que no han sufrido pérdidas  de ventas en los dos años anteriores a la solicitud del préstamo.

Los préstamos se consideran como créditos al consumo, por lo que las cuantías son pequeñas, de entorno a los 8.000 o 10.000 euros.

La Asociación Española de Banca, por su parte, niega estas condiciones.

Los autónomos, sin crédito hasta 2016


Sin embargo, la patronal de los pequeños y medianos empresarios también se queja de la poca flexibilidad de los bancos. Prueba de ello es, aseguran, la caída del crédito en 5,4 puntos. Según sus previsiones, los préstamos a autónomos y pequeños empresarios no empezarán a repuntar hasta 2016.

Ante esta situación los autónomos demandan más fondos para los dos organismos de los que hablábamos al principio: el ICO y la SGR.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados