¿Está el comercio minorista en caída libre?

El comercio minorista está sufriendo los efectos de esta devastadora crisis económica. En febrero de 2013 bajaron las ventas un 10,6 por ciento con respecto al año pasado. Muchos comercios no ven el final de la crisis y se verán obligados a cerrar.

¿Está el comercio minorista en caída libre?
El comercio minorista lleva casi tres años de pérdidas continuas.

El comercio minorista vive uno de sus peores momentos, no sólo por la irrupción de las grandes superficies y la libertad de horarios que poco a poco se van imponiendo. También la crisis se está sintiendo, y mucho, en un sector muchas veces muy poco dinámico y que tiene poca capacidad de hacer frente a la crisis económica en la que estamos inmersos.

En concreto, este comercio minorista ha visto cómo sus ventas se reducían un 10,6 por ciento en febrero de 2013 con respecto al mismo período del año anterior, según los datos aportados por el Instituto Nacional de Estadística.

De esta forma, este comercio minorista suma ya 32 meses, es decir, casi tres años consecutivos, con caída de sus ventas. Esto significa que cada vez se vende menos y que los consumidores cada vez optan menos por estas tiendas tradicionales.

¿Por qué se produce esta situación? En gran medida es achacable a la crisis económica ya que hay muy poco dinero para gastar y el que lo tiene prefiere guardarlo. A la crisis económica se une una crisis de confianza como nunca antes hubo en nuestro país.

Por otro lado, se trata de un sector, el comercio minorista, que no puede hacer frente a las nuevas tendencias del mercado. Carrefour e Hipercor han ampliado su horario de venta, de 9 de la mañana a 10 de la noche. Ante esta amplitud de la jornada, el comercio minorista no puede hacer frente ya que normalmente es sólo una persona la que atiende dicho comercio y no puede hacer frente a esa jornada laboral leonina.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados