Turismo rural con niños: una aventura en familia

Cuando hacemos turismo rural con niños debemos buscar alojamientos que incluyan parques infantiles, paseos a caballo, salas de juegos, bicis o parques de aventuras.

Turismo rural con niños: una aventura en familia
Hacemos una selección de casas para que los peques también disfruten

Para muchos turismo rural es sinónimo de naturaleza, de días de relax y paseos tranquilos. Lejos del estrés de la vida diaria y del ajetreo de la ciudad.

Pero cuando se tienen hijos, hay que cambiar el chip.

El turismo rural con niños toma una nueva dimensión.

Ahora hay que centrarse en buscar casas u hoteles que incluyan actividades al aire libre y entretenimiento para los más pequeños.

Disfruta del aire libre y de la naturaleza en familia haciendo turismo rural




Casas ideales para hacer turismo rural con niños 


Hay casas rurales que ofrecen paseos a caballo, otras incluyen descensos en canoas, las hay equipadas con salas de juegos, muchas proporcionan bicicletas y alguna que otra ofrece la posibilidad de pasar el día en un parque de aventuras, con sus rocódromos y tirolinas.

En este artículo hemos indagado en foros y revistas especializadas para buscar las mejores casas para hacer turismo rural con niños.

Aquí va una selección:


Cal Domingo, en Bellver d’Osso (Lleida)


Ofrece a sus huéspedes bicicletas para recorrer la zona, tiene una sala de juegos con futbolín y mesa de billar y entre las actividades que podemos hacer encontramos rutas a caballo, senderismo, avistamiento de aves o viajes en globo.


Casas Pirineo, en Ainsa (Huesca)


Enclavado en pleno corazón de Pirinero Aragonés, este complejo ofrece casas y apartamentos en el que podemos encontrar un completo parque infantil. Por si esto fuera poco para que los pequeños quemen energía, también cuentan con descenso de cañones o rutas en bici.


Cortijo Los Tomillares, en Guadalcanal (Sevilla)


Considerada una de las mejores casas rurales de Andalucía, cuenta con una mesa de billar, consolas de juegos, futbolín, pin-pon, diana, cama elástica, piscina... Además, los más pequeños pueden montar en bici o visitar la granja ecológica, donde pueden tocar borreguitos, cabritos, gallinas y gansos. 


La Casería, en Navaconcejo (Cáceres)


El exterior cuenta con un gran jardín con piscina para deleite de toda la familia. Además, hay un montón de actividades para hacer en las proximidades: parapente, rutas en bici o a caballo, senderismo, trekking, escalada, paintball, tirolina, piragüismo, descenso de cañones, escalada, pesca, tiro con arco, etc. Si después de esto los niños no caen rendidos... 


Villa Ambasaguas, en Cangas de Onís (Asturias)  


Quien prefiera el norte, en este alojamiento podemos disfrutar de los verdes paisajes del Principado de Asturias. Ya de por sí la finca de 3.500 metros cuadrados (junto al río) debería ser suficiente para que los más pequeños jueguen y corran libremente, pero el conjunto incluye un parque infantil en el que no faltan los columpios ni la cama elástica. Es el sitio ideal para una aventura en familia: avistamiento de aves, rutas de montaña, paintball, rutas a caballo o en bici, senderismo, descenso de cañones o alquiler de quads completan la oferta.

Pero esta es solo una pequeña selección. En páginas como guía del ocio, top rural o crecer feliz puedes encontrar más alojamientos para hacer turismo rural con niños. Y en este hilo de tripadvisor los viajeros dan sus propias recomendaciones basándose en sus experiencias.


También te puede interesar:
 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados