10 técnicas de estudio para aprobar tus oposiciones

¿Te estás preparando las oposiciones? Conoce algunas técnicas de estudio esenciales para superarlas con éxito y conseguir una plaza en el empleo público.

10 técnicas de estudio para aprobar tus oposiciones
La planificación, la organización y la constancia son claves para el éxito

Establecer una buenas técnicas de estudio puede ayudarte a aprobar las oposiciones y no morir en el intento. Piensa que en una oposición no basta con hacerlo bien, pues deberás hacerlo mejor que el resto para conseguir el máximo número de puntos y asegurarte esa plaza tan deseada.

Lo primero que debe hacer es elegir bien tu oposición y saber si puedes afrontar el desafío. Ten en cuenta que deberás invertir tiempo y mucho esfuerzo.

Ten en cuenta que no será fácil, pero con planificación y constancia podrás obtener grandes resultados y rentabilizar bien tu tiempo. A continuación os dejamos 10 técnicas de estudio para ayudarte en este desafío.

10 técnicas de estudio para preparar y aprobar las oposiciones


1. Busca una motivación

Para que tus métodos de estudio te aporten buenos resultados debes sentirte motivado, además es posible que muchas veces te apetezca desistir.

Piensa que prepararte las oposiciones va a cambiar bruscamente tu rutina diaria. Así que para conseguir esquivar cualquier obstáculo que pueda surgir, además de optimismo, debes tener un verdadero motivo por el que quieras afrontar el desafío.

2. Márcate unos objetivos

La clave para fijarte unas buenas técnicas de estudio es establecerte unos objetivos claros. Obtener toda la información necesaria relativa la convocatoria, requisitos, fechas, temario, exámenes, entrevistas, etc… también te ayudará a planificar tu tiempo y comenzar a ponerte prioridades y objetivos.

3. Organízate y fija prioridades

Tus métodos de estudio dependerán mucho del tipo de examen, ya que no es lo mismo un examen tipo test que uno de desarrollo.

Pero sea como sea, conviene que te marques unas prioridades para distribuir mejor tu tiempo. Intenta primero retener los conceptos más importantes para poco a poco ir profundizando en el contenido.

4. Establece una rutina de trabajo

Para evitar los agobios y estar mejor preparado, lo ideal es fijar un rutina de estudio, con los tiempos y las tareas bien definidas. Elabora un cronograma teniendo en cuenta el tiempo real del dispones estudiar.

No importa que inviertas más o menos horas, o que dejes libres los fines de semanas, lo importante es que des el 100% cuando estés estudiando.

5. Elige bien tu lugar de trabajo

El lugar de trabajo también es muy importante para favorecer tu concentración. Puede optar por ir a la biblioteca o quedarte en casa, pero tiene que ser lun espacio tranquilo, ordenado, luminoso y, sobre todo, donde te sientas cómodo.

6. Analiza tus resultados

Al finalizar cada semana realiza un pequeño análisis sobre tus resultados y nivel de satisfacción. De este modo, podrás optimizar tu tiempo y tus técnicas de estudio, y conseguirás mejorar tu rendimiento.

7. Establece tiempos de descanso

Descansar también es fundamental para obtener un buen rendimiento. Desconectar y relajar la mente te ayudará a ver las cosas desde otra perspectiva.

Haz deporte, da una vuelta con tus amigos, pasea, ve al cine o realiza cualquier otra actividad que no tenga nada que ver con las oposiciones. Eso sí, cuando estés estudiando también conviene descansar 5 o 10 minutos aproximadamente cada hora.

8. No descuides tu alimentación

Una buena alimentación también es esencial para estudiar, ya que puede mejorar nuestra capacidad de concentración y reducir nuestra ansiedad.

Es importante que no descuides tu dieta y no te saltes ninguna de las cinco comidas diarias. Intenta comer alimentos sanos que te proporcionen todos los nutrientes necesarios.

9. Ten más seguridad y confianza en ti mismo

La autoconfianza es lo más importante a la hora de enfrentarte a unas oposiciones. Intenta mantenerte positivo la mayor parte del tiempo.

No es fácil dejar de lado el nerviosismo, sin embargo, siguiendo todos estas técnicas de estudio conseguirás reducir el estrés y llegar más tranquilo al día del examen.

10. Conoce el lugar del examen

Otra forma de reducir los nervios es conocer el terreno de batalla. Si sabes donde se van a realizar los exámenes, no dudes en ir a visitar el lugar.

Es importante que conozcas todos los accesos, cómo llegar hasta ahí y cuánto tiempo tardarás. Esto te ayudará a evitar imprevistos.

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados


Additionally, paste this code immediately after the opening tag: