Rosquillas de naranja: la mejor receta en 50 minutos

La receta de rosquillas de naranja es todo un clásico de la gastronomía española. Descubre cómo hacer este postre para disfrutarlo en casa.

Rosquillas de naranja: la mejor receta en 50 minutos
Aprende a hacer un postre rico y muy sencillo

¿Quieres preparar un postre tradicional con sabor a naranja y totalmente delicioso? Hoy te proponemos esta receta de rosquillas de naranja.  Un dulce típico español y bañado con el mejor zumo del mundo: el de naranja. La rosquilla es un postre lleno de solera y tradición. Seguro que tu abuela lo preparaba en casa cuando eras pequeño y aún sigues recordando el olor de la cocina con ese toque dulce y cítrico.

Es el típico plato que se ha transmitido generación tras generación, pero con el paso del tiempo se ha perdido información por el camino.

Sabemos que las abuelas preparaban las recetas a ojo, pero como sabemos que el tiempo es dinero, queremos que prepares tus rosquillas de naranja a la primera.


Cómo preparar rosquillas de naranja como tu abuela



Vas a aprender a hacer tus propias rosquillas pero con precisión. Porque para que la repostería salga bien, es importante tener en cuenta las cantidades exactas.


Ingredientes

 
  • 575 gramos de harina
  • 2 naranjas
  • 2 huevos
  • 15 gramos de levadura en polvo
  • 150 gramos de azúcar
  • 1 decilitro de aceite de oliva
  • Aceite de girasol
  • 1/2 cucharada de canela
  • 1 chupito de anís dulce
  • Azúcar glas
 

Preparación de las rosquillas de naranja

Empezamos por lavar bien las 2 naranjas.  Después has de secar, lavar y rallar la piel. A continuación, debes exprimir y filtrar el zumo de las naranjas.  Tras esto, debes cascar los huevos en un bol, añadir el zumo, la ralladura y batir con varillas.

Debes dedicar a este paso unos minutos para que todo quede bien integrado.

Cuando ya hayas mezclado todo bien, has de agregar el anís, la canela y el aceite de oliva. Incorpora los 575 gramos de la harina tamizada con el azúcar y la levadura en polvo. Remueve sin parar y amasa hasta conseguir una masa homogénea que no se pegue en las manos.  Tendrás que dejar reposar tapando el bol con un trapo húmedo unos 45 minutos.

Pasado el tiempo de reposo, coge las porciones de masa, y moldea con las manos hasta formar cilindros.  Una vez formados, debes dejar sobre una superficie con harina espolvoreada y unir los dos extremos para conseguir las rosquillas de naranja. Ve poniendo a calentar abundante aceite de girasol en una sartén, cuando esté ya puedes ir añadiendo las rosquillas. Ve friendo por fases, unos 3 minutos por cada lado hasta que queden doradas. 

Retira y deja escurrir en un plato con papel absorbente y finalmente espolvorea con azúcar glas.
Y ya tienes listas estas ricas rosquillas de naranja para desayunar, merendar o para tomarlas como postre. Y olvídate de bajar al horno para satisfacer un capricho goloso. Si cocinas tú, aprendes y ahorras.


También te puede interesar:
 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados