Cómo hacer reclamaciones a Iberdrola

¿No estás satisfecho con el servicio contratado en Iberdrola? ¿Tienes problemas con tu factura? Conoce aquí toda la información para presentar reclamaciones a Iberdrola.

Cómo hacer reclamaciones a Iberdrola
La compañía pone a disposición de sus clientes varios medios para presentar sus reclamaciones

Problemas con la facturación, cortes indebidos, intervenciones irregulares o incluso cobros sorpresa, son algunos de los motivos por los que cada día cientos de consumidores están descontentos con su compañía eléctrica.

Es cierto que el sector energético y las normativas que lo rigen cambian constantemente, y eso puede hacer aumentar todavía nuestra lista de discordia. 

Para los que no tienen muy claro qué hacer en este tipo de situaciones, hoy os contamos cómo funciona el procedimiento para presentar reclamaciones a Iberdrola. 

 

CÓMO PRESENTAR RECLAMACIONES A IBERDROLA

 

Dónde presentar la reclamación a Iberdrola

Antes de emprender camino por las vías judiciales, el consumidor debe dirigirse en primer lugar a su compañía energética, en este caso Iberdrola, para dar conocer su descontento. En este sentido, Iberdrola pone a disposición e sus clientes varios medios de contacto.
 
  • Teléfono del Cliente: A través del 900 225 235 podrás presentar una queja. Este número también sirve para realizar otras gestiones como actualizar datos, avisar en caso de avería o incluso darte de baja. Este contacto está disponible todos los días del año, las 24 horas del día. 
 
 
  • Oficinas: Por supuesto, también puedes acudir presencialmente a cualquiera de las oficinas de la compañía. 

 

Claro que también se pueden presentar reclamaciones a Iberdrola de forma online a través de este formulario, tan solo tienes que rellenarlo y dejar tu reclamación bien escrita y detallada.

De la misma forma puedes también presentar tu reclamación por carta certificada, mediante un escrito dirigido al Departamento de Reclamaciones de Iberdrola en Madrid (Apartado de Correos 61090 – 28080). Si optas por este medio, conviene que adjuntes toda la documentación necesaria, como por ejemplo, copia del contrato, facturas y todos los documentos que justifiquen los hechos y la reclamación.
 

Plazos y resoluciones

Tras formalizar tu reclamación a Iberdrola, ésta quedará registrada y la compañía se compromete a dar una respuesta en el plazo máximo de un mes, desde la fecha de recepción de la reclamación. En su resolución te informarán de las acciones que se llevarán a cabo para solucionar el problema. 

Sin embargo, la reclamación también puede ser desestimada o la respuesta dada por Iberdrola puede no ser satisfactoria. En ambos casos podrás recurrir a las vías administrativas y para ello existen diversos medios.
 

  • Administración de tu Comunidad Autónoma: Si tu contrato corresponde a un suministro perteneciente al PVPC y está regulado por el Gobierno, puedes acudir al organismo correspondiente en tu comunidad. Si por el contrario tu contrato está acogido al mercado liberalizado podrás acudir a los tribunales ordinarios de justicia. 
 
  • Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia: Aquí te informarán de todos tus derechos y de la normativa vigente, a través de este organismo conseguirás orientación y además se encargará de dirigir tu reclamación a la institución o administración correspondiente. La CNMS también está autorizada a abrir un expediente de investigación si fuese necesario.
 

También te puede interesar:
 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados