Receta de potaje de garbanzos, el plato de la abuela

Hoy vamos a rescatar ese potaje de garbanzos con su compango que tantos domingos hemos comido en casa de los abuelos. El pan lo pones tú.

Receta de potaje de garbanzos, el plato de la abuela
¡No te olvides de poner a remojo los garbanzos el día anterior!

Ahora que empieza a refrescar apetece volver a comer platos de cuchara. Pero de esos como los que hacía la abuela, nada de lentejas sin chorizo (por eso de quitar la grasa) ni cosas así.

Así que hoy vamos a rescatar ese potaje de garbanzos con su compango que tantos domingos hemos comido en casa de los abuelos. Vete preparando la barra de pan que comenzamos con la receta.


 

Ingredientes para el potaje de garbanzos



Para elaborar un buen cocido de garbanzos necesitaremos los siguientes ingredientes (3-4 personas):
 
  • 300 gramos de garbanzos
  • 100 gramos de panceta fresca
  • 300 gramos de morcillo de ternera
  • Una punta de jamón 
  • Un hueso de ternera
  • Chorizo (uno, dos o los que te apetezcan)
  • Una cebolla
  • Un tomate
  • Una zanahoria
  • Un puerro
  • Dos dientes de ajo
  • Perejil
  • Laurel
  • Pimentón dulce
  • Sal
  •  Aceite de oliva 
  • Vino blanco
  • Una rebanada de pan
  • Fideos para la sopa
 


Elaboración del potaje de garbanzos



Lo primero que hay que hacer es, como seguro que ya sabes, poner los garbanzos a remojo. Lo ideal es dejarlos de un día para otro, ya que necesitan un mínimo de 12 horas para que se ablanden.

A partir de aquí enumeraremos los pasos:

1. Lavamos y cortamos en trozos muy pequeños la cebolla, el tomate la zanahoria y el puerro.

2. Echamos los ingredientes anteriores en una olla grande y los cubrimos con agua.

3. Cocemos a fuego lento durante unos 30 minutos (5 minutos en olla exprés) para que ablanden.

4. Mientras tanto vamos preparando el sofrito. Lo haremos en una sartén, donde echaremos un chorrito de aceite para freír la rebanada de pan y los ajos. Una vez fritos, los machacamos en el mortero con un poco de perejil. Incorporamos esta pasta con el pan a la olla donde estaban las hortalizas.

5. Añadimos los garbanzos (previamente colados), un chorrito de vino blanco, un poco de pimentón dulce, el laurel, el hueso de ternera, la panceta, el morcillo, el chorizo (yo lo echo a media cocción para que no se rompa, pero hay quien lo echa al principio) y la sal.

6. Mezclamos, añadimos agua y cocinamos durante al menos 90 minutos (30 minutos en olla exprés a contar desde que sube el pitorro o empiece a pitar). Al principio ponemos el fuego fuerte, pero lo bajamos una vez comience a hervir.

7. Cuando esté listo sacamos la carne de la olla y la reservamos. En otro recipiente ponemos los garbanzos escurridos.

8. Con el caldo que nos ha quedado haremos la sopa. Solo tenemos que colarlo y echarlo en otra olla. Añadimos los fideos y cocemos a fuego lento. 

Podemos hacer un sofrito también para la sopa, si queremos. En este caso picaremos un par de dientes de ajo, una cebolla y un pimiento verde. Los ponemos a pochar en una sartén y lo añadimos al caldo.

Por cierto, en la zona de Asturias de donde soy al cocido de garbanzos se le echa moscancia. Le da un sabor espectacular.

Si no puedes conseguirla puedes echar una morcilla (de sangre, no de arroz), aunque yo esta la dejo para la fabada.

Además, yo también añado un par de patatas cortadas en trozos grandes y las pongo a cocer junto con los garbazos. ¡Qué aproveche!


También te puede interesar:
 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados