¿Qué ver en Tarragona?

Te presentamos 10 lugares de Tarragona que no te puedes perder. Descubre esta fantástica ciudad catalana de la costa mediterránea y disfruta de su magnífico patrimonio
 

¿Qué ver en Tarragona?
10 visitas a la ciudad que no te puedes perder

¿Qué ver en Tarragona? Esta maravillosa ciudad es sinónimo de historia, civilizaciones milenarias y patrimonio artístico y cultural, el cuál, se ha ido forjando con el paso de los años desde que los romanos se asentaron en ella hace ya más de 2.000 años.

En Tarragona podrás disfrutar del mejor turismo, gracias a su antiguo antepasado romano todavía presente en toda la ciudad. Tarragona también conserva toda la esencia de una ciudad medieval, que sin duda, convierten todo el entorno en un auténtico Patrimonio de la Humanidad.

Ya sea gozar de la belleza de la ciudad de Tarragona, tanto como de sus playas y alrededores naturales, se convierten en uno de los mejores planes turísticos para disfrutar de este magnífico paraje a orillas del mar Mediterráneo.

Si quieres conocer 10 lugares de visita obligada en Tarragona, echa un vistazo a continuación y descubre todo lo que esta preciosa ciudad te puede ofrecer. 


10 lugares qué ver en Tarragona 


Catedral y Museo Diocesano

Dedicada a Santa Tecla, fue construida entre los siglos XII y XIV en la parte más alta de la ciudad, prácticamente en el mismo sitio que el templo romano en el que se rendía culto al emperador. La fachada y el rosetón de la misma, muestran una de las imágenes más emblemáticas de la ciudad. Dentro del claustro, se puede visitar el Museo Diocesano en el que se albergan piezas únicas del arte medieval, así como el retablo de Santa Tecla. 


Tarraco ciudad romana

Tarragona tiene su máximo esplendor durante el siglo II, cuando los romanos dieron gran vida a la ciudad de Tarraco. Para conocer mejor cómo era la antigua ciudad romana te recomendamos que te pases por el Museo de Historia de Tarragona, donde podrás encontrar una maqueta de Tarraco del siglo II, época de máximo apogeo para la ciudad. 


Anfiteatro romano

Construido junto al mar por los romanos durante el siglo II, era un lugar que podía llegar a albergar hasta 14.000 personas. Allí se celebraron numerosas luchas de gladiadores y ejecuciones públicas. Posteriormente, en el siglo VI, se construyó una basílica visigótica, sobre la que siglos más tarde se levanto la iglesia medieval de Santa María de Miracle. 


Circo romano y Pretorio

En el centro de la ciudad se encuentra uno de los circos romanos mejor conservado de todo Occidente. En este lugar se celebraban carreras de caballos y carros, y tenía capacidad para 30.000 espectadores. Una serie de pasillos subterráneos y el Pretorio, torre de la época romana, daban acceso a la parte alta de la ciudad, donde se encontraba el Foro provincial. 


“Tocar ferro”

Al final de la Rambla Nova se encuentra un fantástico mirador desde el que podrás admirar la belleza que confluye entre Tarragona y el mar Mediterráneo. Allí podrás “tocar el hierro” de su baranda, ya que se dice que trae buena suerte a quien lo toca. 


Foro provincial

Camina por la plaza porticada del Foro provincial, centro político y administrativo de Tarraco, y disfruta de las callejuelas y casas que te rodean y acércate hasta la Plaza del Pallol y la plaza del Fòrum.


El Serrallo

En este típico barrio de pescadores podrás encontrar un lugar pintoresco y con personalidad propia, donde comer los mejores pescados y mariscos frescos de toda Tarragona. 


Las playas de Tarragona

Conoce las fantásticas playas que rodean la zona y déjate encandilar por su fina arena y transparentes aguas.


La Rambla Nova

Se trata de la calle principal de paseo que tienes qué ver en Tarragona. Con más de 150 años de historia, cuenta con un gran número de tiendas modernas, asentadas dentro de un espacio arquitectónico único rebosante de historia.


El Mercado Central de Tarragona

Uno de los lugares más típicos qué ver en Tarragona, donde encontrar productos frescos y de temporada. Todo ello impregnado por un fantástico ambiente fruto de los ciudadanos del lugar. Este edificio modernista se encuentra cerca de la Rambla Nova y es un lugar idóneo para dar una vuelta, comprar algunos productos y mezclarse con los autóctonos.

También te puede interesar:
 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados