¿Qué saber sobre las tarjetas de crédito y de débito?

Las tarjetas de débito o de crédito han inundado nuestras vidas por su comodidad, facilidad de uso y por la seguridad que supone no tener que llevar mucho dinero en efectivo, teniendo prácticamente todos una y día a día hacemos continuos pagos con ella.

¿Qué saber sobre las tarjetas de crédito y de débito?
Las tarjetas como medio de pago ¿crédito o débito?

Las tarjetas de débito o de crédito han inundado nuestras vidas por su comodidad, facilidad de uso y por la seguridad que supone no tener que llevar mucho dinero en efectivo, teniendo prácticamente todos una y día a día hacemos continuos pagos con ella.

Pero, ¿Qué tarjetas son mejores, las tarjetas de crédito o las tarjetas de débito? básicamente depende de si eres una persona correcta y con control sobre tus finanzas, en este caso las tarjetas de crédito pueden ser beneficiosas, en caso contrario mejor elegir las tarjetas de débito. Por eso, me gustaría utilizar las próximas líneas para explicar y/o aclarar la utilización y funcionalidad de ambas tarjetas, para evitar posibles confusiones.

 

En relación a las tarjetas de débito, éstas son comúnmente utilizadas en los cajeros automáticos para obtener dinero en efectivo, con un límite diario, pudiendo también ser utilizadas como medio de pago de productos y/o servicios en numerosos establecimientos. En principio, podría retirarse tanto dinero como hubiera en la cuenta asociada. Sin embargo, por razones de seguridad se puede fijar un límite diario, sobre todo para la retirada de fondos de los cajeros automáticos, para evitar posibles fraudes y robos. A diferencia de las tarjetas de crédito, su utilización sólo es posible si se dispone de efectivo en la cuenta a la que esté asociada la tarjeta, descontándose inmediatamente de nuestra cuenta el importe utilizado. Es por este motivo que las  entidades financieras nos cobran una cuota anual por su utilización.  

 

Con respecto a las tarjetas de crédito, éstas sirven tanto para realizar cualquier tipo de compras, aplazando o fraccionando los pagos, como para financiar cualquier necesidad que se nos presente u obtener dinero en efectivo a crédito. Para cualquiera de su utilización, la entidad nos fijará un límite del crédito, dependiendo de la solvencia y relación que tengamos con la entidad de crédito, pudiendo ser negociado en el momento de la contratación. Además, podremos optar por tres tipos de forma de desembolso, fin de mes, un porcentaje o cuota fija, siendo la elección de la forma de pago la que determinará los intereses y la cuota a pagar. 

 

Por tanto y para terminar este artículo de las tarjetas de débito y crédito, queremos aconsejaros a que busquéis la máxima información sobre ambas tarjetas antes de acudir a cualquier entidad financiera o queráis solicitar una de ellas por internet, para de esta forma evitar confusiones y problemas de funcionalidades.Por eso, si deseas solicitar una tarjeta de crédito y/o de débito, comparar ofertas, o simplemente, buscar información relevante sobre estos y otros productos financieros, decirte que lo podrás hacer directamente a través de nuestro simulador o clicando en tarjeta de crédito y/o débito

 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados