¿Qué remedios caseros para el dolor de garganta me pueden ir bien?

¿Estás resfriado?¿Te duele la garganta? Si prefieres los remedios naturales a la medicación, sigue leyendo.

¿Qué remedios caseros para el dolor de garganta me pueden ir bien?
Trucos para aliviar la inflamación de garganta


Con los cambios de temperaturas, y los contrastes frío-calor, es muy habitual tener dolores de garganta que nos hagan perder la cabeza. El estado de salud general disminuye cuando nos duele al tragar, y nos dificulta hasta comer.

El dolor de garganta suele ser la antesala a una gripe, o incluso unas anginas. Así que, si sientes ese malestar, ponte en serio para combatirlo.

Te proponemos unos remedios naturales caseros que seguro serán muy eficaces para aliviar tu dolor de garganta y disfruta de una vida saludable.
 

Remedios caseros para tratar el dolor de garganta


Toma nota, porque seguro que mirando en tu alacena encontrarás la solución para acabar con tu dolor de garganta.
 

Sal

Pon una cucharadita de sal en una taza de agua tibia, y haz gárgaras con ella cada hora. Verás como en unas horas la garganta se te aclara.
 


Pimienta de cayena

Con una mezcla de 1/8 de pimienta con media taza de agua caliente, haz gárgaras unas 3 veces al día. Ten precaución con la cantidad que pones porque pica mucho y podría darte una indigestión.

 


Té de jengibre

Haz una infusión de jengibre. Pero debe ser fresco y rallado para que sea efectivo. Tienes que poner 3 cucharaditas de jengibre por cada vaso de agua hirviendo.

Deja que repose 5 minutos, añade un saco de té y un poco de miel(o sirope de ágave)
 


Vinagre de manzana

Mezcla dos cucharadas de vinagre con un vaso de agua caliente. Deja que se enfríe un poco y haz gárgaras cada hora.



Té con miel y limón

Una combinación que no puede fallar si tienes mal de garganta. Y además, muy fácil de preparar. Necesitas dos cucharadas de miel y el zumo de 1 limón por cada taza de agua caliente.

Al final, añade una bolsita de té negro. Deja que se enfríe un poco, y bebe.



Té verde

Si este tipo de infusión se bebe tibia o caliente, funciona como calmante para tu dolor de garganta. Podrías hacer gárgaras con él y además, combatir todo tipo de infecciones.



Té de raíz de regaliz

Compra una o dos piezas de raíz de regaliz y prepara una infusión. Una vez preparada, bebe un pequeño sorbo.  También puedes preparar bolsas de té de regaliz o incluso masticar un poco para que calme la irritación de garganta.



Bicarbonato de sodio y sal

Mezcla media cuchara de bicarbonato sódico con media de sal, en un vaso con agua tibia. Haz gárgaras con la combinación varias veces al día.



Agua oxigenada

Es un remedio para aquellos más atrevidos y que no les desagrade su sabor. Contrarresta la infección haciendo  gárgaras con agua oxigenada al 3%, puedes diluirla con agua a partes iguales.



Cataplasma de manzanilla

Haz una cataplasma con una cuchara de hojas secas de manzanilla y dos vasos de agua hirviendo. Debes dejar que se cocine durante 5 minutos y mojar una tela.

Escurre todo bien y aplica directamente en el cuello hasta que se enfríe.



Zumo de zanahoria

Prepara un licuado con 2 zanahorias, 1 diente de ajo, ¼ de hinojo y 4 tallos de apio. Bebe 2 vasos por día.
 


También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados


Additionally, paste this code immediately after the opening tag: