¿Qué recomiendan los doctores como tratamiento de la ciática?

En el tratamiento de la ciática para aliviar el dolor que produce un ataque pueden utilizarse antiinflamatorios y analgésicos. 

¿Qué recomiendan los doctores como tratamiento de la ciática?
Se trata de un dolor que puede aparecer y desaparecer durante varios años



Cuando menos se lo espera uno puede llegarle un dolor repentino debido a la irritación del nervio ciático que te deja fuera de combate durante unos días. Lo suelen padecer las personas mayores, y éste puede aparecer y desaparecer de pronto, sin que vuelva a repetirse durante un periodo bastante largo.

En ese momento es cuando recurrimos al médico para que nos indique cómo actuar para el tratamiento de la ciática.

Muchos de los dolores de la espalda están relacionados con la torcedura o tensión de un músculo o ligamento. A veces puede confundirse uno y pensar que necesita un tratamiento de la lumbalgia.

Sin embargo, la ciática afecta a los nervios de la espina dorsal, generando fuertes molestias en las nalgas y en toda la pierna, por su parte posterior hasta llegar al talón. Por ello, deberemos tener en cuenta una serie de indicaciones que constituyen el tratamiento de la ciática que nos recomiendan los médicos. 



Pasos a seguir para el tratamiento de la ciática y aliviar el dolor


 

Reposo

Este reposo no será total, sino relativo. El afectado de ciática podrá moverse pero no realizar esfuerzos ni andar demasiado. Si se utilizan analgésicos para calmar el dolor, no es recomendable es reposo en la cama.
 


Tomar antiinflamatorios y analgésicos

Su función es calmar el dolor. Deben tomarse cada 8 horas, mientras dure el episodio. Cuando finalice es recomendable disminuir la frecuencia de las tomas, aunque manteniendo la medicación hasta dos semanas. 
 


Aplicar frío 

Debe aplicarse en la zona lumbar o en la nalga que se ha visto afectada los 2 primeros días del dolor. De esta manera se reduce la inflamación que acompaña a la comprensión del nervio.

El tiempo de aplicación será de entre 10 y 15 minutos y de forma indirecta, con el hielo envuelto en un paño.



Aplicar calor

También se puede aplicar con la ayuda de una bolsa de agua caliente. No más de 20 o 25 minutos. Ayuda a calmar el dolor y es más efectivo cuando hay también contracturas musculares. 
 


Dar masajes

Produce el mismo efecto que la aplicación de calor. Tal acción debe ser realizada por personas capacitadas para ello, nada de alguien de casa sin conocimientos específicos.



Tomar corticoides

Esto sólo debe ocurrir en el caso de que con los antiinflamatorios no consigamos calmar el dolor. 

Todos estos consejos debemos seguirlos previa indicación médica, nunca automedicarnos ni optar por remedios caseros que puedan producirnos algún mal mayor a posteriori. 

 


También te puede interesar:

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados