¿Por qué resulta difícil aprender a bailar a edades avanzadas?

A pesar de que a ciertas edades puede resultar mucho más complicado aprender a bailar, nada es imposible. El baile resulta especialmente beneficioso para las personas mayores ya que estimula el cerebro, la coordinación y ayuda a mover todo el cuerpo.

¿Por qué resulta difícil aprender a bailar a edades avanzadas?
Más complicado, pero no imposible

A medida que envejecemos resulta más complicado emprender cualquier tipo de aprendizaje. Sin embargo, en el caso de aprender a bailar, esto no quiere decir que no podamos hacerlo. 

Posiblemente, aprender a bailar nos cueste más que cuando éramos jóvenes y necesitemos un tiempo suplementario para poder memorizar las coreografías o seguir el ritmo de la música, especialmente si nos hemos decantado por bailes complejos. 

Aunque nuestro cuerpo no sea el que teníamos a los 20 años y hayamos perdido elasticidad, agilidad y capacidad de movimiento, con una práctica regular y el apoyo del profesor adecuado se pueden obtener resultados extraordinarios. 


Es posible aprender a bailar cuando somos mayores



Muchas veces lo que nos frena es el miedo, el temor a iniciarnos en una actividad nueva que, además, implica movilizar un cuerpo ya cansado y, en ocasiones, afectado por múltiples patologías. 

La motivación y la voluntad en estos casos es fundamental y los beneficios que se obtienen aprendiendo a bailar son tan grandes, que vale la pena intentarlo.

Algunos consejos:


 

Déjate llevar

Es fundamental que te relajes, pierdas la vergüenza y te dejes llevar. ¡No tengas miedo a hacer el ridículo! Aprender a bailar tiene su técnica, como todo en la vida. Solo es cuestión de repetir los pasos una y otra vez.

Al principio te resultará complicado, poco a poco verás cómo notas los avances. 


 

Aprende a calentar

Establece una disciplina de calentamiento y estiramientos para evitar que tus músculos se resientan con los movimientos de baile más bruscos.

No es necesario ser un atleta para aprender a bailar. Solo tienes que elegir el baile adecuado para ti. A ciertas edades, los bailes de salón pueden ser lo más adecuado.


 

Siente la música

Para aprender a bailar es importantísimo sentir la música, te ayudará a coger el ritmo y de ese modo te será más sencillo seguir los pasos y no perderte. 

Acostúmbrate a escuchar música a diario. Eso te ayudará a irte familiarizando con los ritmos con los que luego ejercitarás los pasos de baile aprendidos. 



 

Beneficios de aprender a bailar siendo mayores

El baile moviliza todo nuestro cuerpo, por lo que nuestros músculos y huesos lo agradecerán. Casi sin darnos cuenta veremos mejorar la flexibilidad, la fuerza y la resistencia.

Aprender a bailar es una actividad muy recomendada para aquellas personas con patologías cardiovasculares, ya que además de mejorar la respiración, supone un ejercicio más leve que ir al gimnasio, pero igual de efectivo.

Otra de las ventajas de aprender a bailar cuando somos mayores es que notaremos que ejercitamos la memoria.  Y esto, a ciertas edades, es fundamental. ¡Es necesario memorizar los pasos de baile!

 
También te puede interesar:
 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados