Poder notarial, ¿qué es y para qué sirve?

Poder notarial, un documento público que da la opción a una persona o empresa a que otra actúe en su representación tras ser autorizado por el notario.

Poder notarial, ¿qué es y para qué sirve?
Los poderes notariales de España tienen reconocimiento internacional

Todos hemos escuchado alguna vez hablar de matrimonios realizados por poderes, en donde alguno de los futuros esposos no está presentes. Esto es posible gracias a un poder notarial que autoriza que una persona actúe en nombre de otra.

Sería uno de los ejemplos en los que pude utilizarse el poder notarial, que no es otra cosa que un documento público debidamente autorizado por un notario que posibilita a una persona o empresa a nombrar a otra como representante. Esta representación será para realizar ciertos actos jurídicos, en los cuales el representante deberá acreditar la autorización del poder que lo convierte en apoderado.
 

Poder notarial y clases

La persona que otorga el poder tiene libertad para revocar el poder notarial otorgado cuando ella quiera, mediante la solicitud al representante de la devolución de aquella copia en la que se autorizaba su poder.

Puede ocurrir que el apoderado se niegue a esta devolución. En este caso es adecuado autorizar una escritura de revocación del poder así como comunicarle dicha revocación al representante mediante notario. El notario al que se recurre para esta revocación puede ser diferente a aquel que otorgó el poder.

Gracias a la tecnología, hoy en día mediante la firma electrónica reconocida entre notarios posibilita la remisión telemática de las copias autorizadas de poderes entre distintas notarías. De esta manera se ahorra tiempo, al ser un acto inmediato, a la hora del otorgamiento de la escritura en la que interviene el apoderado.

Los poderes notariales realizados en España tienen reconocimiento internacional. La llamada Apostilla de la Haya posibilita el reconocimiento de la eficacia jurídica entre los diferentes países que han firmado el Convenio de la Haya. Dicha apostilla es una anotación en el documento notarial que acredita la autenticidad de los documentos públicos emitidos en otro país.
 

Clases de poderes notariales

Existen diversas clases de poderes notariales, cada uno de los cuales tiene un tratamiento y redacción determinado.

Puede darse un poder notarial en el que el poderdante otorga al representante un amplio número de facultades para actuar en su nombre. En este caso podríamos hablar de lo que se llama un poder general.

Sin embargo, hay tantas posibilidades de configurar un poder como el número de actos o negocios que admiten representación. Puede haber un poder para pleitos, donde se otorga la facultad a un procurador para estar presente en un juicio en nombre de alguien. El matrimonio por poderes del que hablamos al principio y que se da cuando los cónyuges tienen su residencia en lugares diferentes.

También hay que tener en cuenta que hay otros actos o negocios jurídicos que no admiten poder notarial para representación. Un ejemplo sería otorgar testamento, que salvo en algunas legislaciones de las Comunidades Autónomas, se trata de un acto de carácter personal.

 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados