Patios de Córdoba, una tradición de primavera llena de color

Su fama y belleza hizo que en 2012 la Unesco declara a los Patios de Córdoba como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.

Patios de Córdoba, una tradición de primavera llena de color
Se celebra del 2 al14 de mayo

La primavera son colores, olores, vida… Y un lugar donde poder disfrutar de todo ello es en Córdoba durante el mes de mayo. Abre el mes con sus no menos conocidas cruces de mayo, seguida de los Patios y la Cata del vino, para terminar con la feria. De entre todas, la más destacada a nivel estético son los Patios de Córdoba.

Su origen está relacionado con la climatología de la ciudad andaluza. Para hacer frente al calor reinante en los meses de primavera y verano, romanos y musulmanes adaptaron sus casas, levantándolas en torno a un patio, en cuyo centro normalmente había una fuente o un pozo para recoger el agua de la lluvia. Fueron los musulmanes quienes crearon un acceso a la vivienda desde la calle mediante un zaguán, y pusieron plantas para dar sensación de frescor.

Con los años los Patios de Córdoba fueron adquiriendo fama gracias a sus hermosas decoraciones a base de coloridas macetas, convirtiendo aquella tradición en un espectáculo digno de ver por visitantes ajenos a los vecinos del patio. Este año su celebración será entre los días 2 y 18 de mayo.
 

 Barrios donde visitar los Patios de Córdoba



Los Patios de Córdoba se pueden clasificar en dos tipos:

Una casa unifamiliar en la que las diferentes habitaciones están distribuidas alrededor del mismo. Normalmente está enclaustrado y el suelo está hecho de mosaico empedrado o es un enlosado.

  • Patio de vecinos, que es el más conocido. A través de él se llega a las diferentes viviendas. Suelen tener dos plantas y el patio está decorado con infinidad de macetas con coloridas flores que los vecinos se encargan de regar y mantener durante el año. A menudo en lugar de fuente lo que hay en el centro es un pozo y un lavadero común.


Patios de Córdoba por barrios

 
Están distribuidos por zonas históricas de la ciudad, siendo de las más características la zona del Alcázar Viejo, entre el Alcázar de los Reyes Cristianos y la parroquia de San Basilio. Junto a la Mezquita-Catedral también abundan mucho.

Otros barrios importantes para ver patios cordobeses donde se respira azahar, tradición y esencia taurina son el barrio de Santa Marina, San Lorenzo y la Magdalena. En el Palacio de Viana hay doce patios distintos.

Pero el patio que nunca se debe dejar de visitar está situado en el barrio de Santa Marina, en la calle Marroquíes 6. Se trata del Patio de Córdoba más galardonado en el presente siglo. No hay palabras para describir tanta belleza. Una especie de pequeño pueblo dentro de la ciudad en el que, entre otros viven artesanos o sastres.

Desde 1921 el ayuntamiento de la ciudad organiza un concurso para los propietarios de los patios durante la primera quincena de mayo. Estos decoran lo mejor que pueden los patios y son visitados por miles de personas atraídas por la belleza, el ambiente y, en algunos casos, las barras que ponen en las puertas para tomar copas.

 

También te puede interesar:

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados