El paro de empleadas de hogar, ¿tienen derecho?

Al tener un sistema especial de regulación el paro de empleadas de hogar no genera prestación de desempleo, aunque sí coberturas médicas.

El paro de empleadas de hogar, ¿tienen derecho?
Este empleo sí cotiza para la pensión de jubilación

Con los años la regulación del sistema especial de empleadas de hogar ha ido mejorando y protegiendo su inicial indefensión. Sin embargo, el paro de empleadas de hogar no da derecho a obtener una prestación económica como subsidio de desempleo.

Esto se debe a que este sistema no cotiza por desempleo. En el caso de paro de empleadas de hogar, estas no cobrarán ninguna cantidad por este motivo, si tuvieran aparte otro trabajo que si cotice acumularía paro en lo que respecta a este segundo empleo.

Si la empleada doméstica se queda en paro deberá trabajar en otro empleo que sí cotice por desempleo hasta que acumule 360 días y en este caso sí podrá pedir prestación contributiva. También es posible que si en el nuevo contrato no consigue llegar al año de cotización pero sí al menos a los seis meses podría pedir el subsidio por cotización insuficiente al quedarse en paro. Incluso puede pedirlo si solo ha trabajado tres meses pero tiene responsabilidades familiares.

 

Opciones tras el paro de empleadas de hogar

Cuando llega el momento del paro para una empleada doméstica puede darse el caso que se encuentre en una situación de verdadera necesidad. Para hacer frente a este problema existen los denominados salarios sociales o también rentas de integración de las CCAA.

Se trata de ayudas de asistencia por parte de los Servicios Sociales. Sin embargo, su tramitación es lenta. Esto es debido al volumen de solicitudes y la falta de presupuesto económico que da lugar a una ralentización del proceso administrativo. Hay veces que se llega a tardar más de un año en la concesión de esta ayuda.

En el caso de paro de empleadas de hogar, si hubieran acumulado al menos cotizaciones por paro en el régimen general gracias a otros trabajos anteriores realizados, diferentes al de servicio doméstico, tendrán derecho al subsidio por desempleo que les corresponda.

No obstante, será requisito imprescindible que la baja en el servicio doméstico no hay sido voluntario. Y es que, como ya es sabido, las bajas voluntarias en un trabajo implican que no se tiene derecho a solicitar una prestación por desempleo.

 

Derechos y cotizaciones del paro de empleadas de hogar

Aunque no tengan derecho a una prestación de desempleo, sí tendrán otra serie de derechos cubiertos. Así, tienen cobertura de asistencia sanitaria originada por enfermedad, accidente o bien por maternidad.

Del mismo modo que el salario obtenido durante el desarrollo de su trabajo como empleada de hogar y dada de alta en la Seguridad Social cotizará para su pensión de jubilación.

 

También te puede interesar:

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados