¿Es obligatorio llevar la rueda de repuesto en el coche?

Muchos conductores tienen dudas al respecto de la rueda de repuesto. Descubre aquí si tenerla es obligatorio y si te puede provocar una multa.

¿Es obligatorio llevar la rueda de repuesto en el coche?
Muchos no conocen la respuesta, a pesar de que la ley es clara al respecto

Se considera – como tal – una rueda de repuesto aquella que tiene las mismas características y dimensiones de las 4 con las que circula normalmente el coche. Muchos coches – por no decir todos – la incluyen como equipamiento de serie.

A la hora de circular por las vías de nuestro país, debemos cumplir con ciertos requisitos: específicamente llevar los documentos pertinentes, así como ciertos accesorios obligatorios para garantizar nuestra seguridad y la de otros. Muchos dudan y se preguntan si entre esos accesorios entra la rueda de repuesto.

Hoy miraremos con atención el Reglamento General de Vehículos y aclararemos las dudas que puedas tener sobre este tema.

¿Debes llevar una rueda de repuesto?

Antes de cualquier análisis, o aclaración, es pertinente comenzar citando el Reglamento General de Vehículos y el artículo que habla específicamente de este tema. Se trata del Anexo XII, de accesorios, repuestos y herramientas de los vehículos, y dice lo siguiente:

“Los vehículos de motor y los conjuntos de vehículos en circulación deben llevar los siguientes accesorios, repuestos y herramientas:

c) Una rueda completa de repuesto o una rueda de uso temporal, con las herramientas necesarias para el cambio de ruedas, o un sistema alternativo al cambio de las mismas que ofrezca suficientes garantías para la movilidad del vehículo. En estos casos se circulará respetando las limitaciones propias de cada alternativa.”

Como puedes ver, el artículo hace referencia a la rueda de repuesto, en la definición que establecimos al comienzo, pero también da alternativas en la “rueda de uso temporal” y en el “sistema alternativo al cambio de las mismas”.

Entonces, ¿Es obligatoria la rueda de repuesto? La respuesta es no.

¿Qué alternativas tienes disponibles?

  • La galleta: no se considera una rueda de repuesto en su definición más estricta porque ni tiene las mismas características de las 4 ruedas originales y porque su uso es limitado solo a emergencias. Es una rueda mucho más pequeña y delgada que te permite circular a menos de 80 km/h por un periodo corto de tiempo, preferiblemente el que te alcance para ir al mecánico a comprar y montar una nueva rueda.
  • Los neumáticos run-flat: si tu coche monta estos neumáticos, no debes tener nada como repuesto, ya que los mismos pueden circular aún con un pinchazo por unos 80 kilómetros, suficientes para ir a comprar una rueda nueva.
  • El kit antipinchazos: es un “combo” que incluye un líquido para reparar el pinchazo, una espuma para rellenar la rueda y una masilla para evitar fugas de aire. Solo se puede usar una vez y funciona para pinchazos menores.


Conclusión

Aunque no es obligatorio, la opción más fácil – y la única que funciona por largo tiempo – es llevar la rueda de repuesto.

 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados