Micoturismo, ¿qué es?

Hablamos del micoturismo, por qué es una actividad sostenible con el medio ambiente, y cuáles son sus posibilidades respecto al desarrollo económico rural.

Micoturismo, ¿qué es?
Un turismo respetuoso con el medio ambiente

El micoturismo es una modalidad dentro de la oferta turística relacionada con el medio natural, que ayuda a la sostenibilidad del territorio rural. Se trata de un turismo enfocado a la búsqueda y recolección de hongos, setas y trufas como actividad de ocio, y que luego pueden ser destinadas para un consumo gastronómico.

Según los datos aportados por el Instituto Nacional de Estadística, España es el tercer país de la Unión Europea con mayor superficie forestal, 18.417,9 hectáreas concretamente, por debajo de Suecia y Finlandia. Esta cifra contrasta con los números facilitados por 20 minutos, que indica que no se aprovecha más del 20% de los recursos micológicos del territorio nacional.

Una modalidad de turismo sostenible

recoger-setas

Qué busca el turista

El visitante persigue una experiencia diferente y nuevos conocimientos sobre un campo que antes le era ajeno, pudiendo distinguir una seta de otra o saber cuáles son aptas para el consumo. Una vez terminada la ruta por el bosque, se deleita probando los platos típicos del lugar con las setas que haya recolectado, conociendo una variedad gastronómica hasta ahora desconocida.

Es también una excusa para hacer senderismo y disfrutar de un día en el campo. Asimismo, resulta una faceta muy interesante para fotógrafos aficionados y profesionales.

Equilibrio entre turismo y medio ambiente

Sociedades micológicas, asociaciones, empresas, instituciones públicas y otras entidades son las responsables de poner en valor esta parte del patrimonio natural, incidiendo en la educación y respeto por la naturaleza.

Al mismo tiempo, el control de esta actividad a través de permisos y otras limitaciones lo convierte en una actividad sostenible que garantiza la vida del bosque y su buen uso. El apoyo de las administraciones condiciona el aumento de zonas dedicadas para estos usos, la disponibilidad de rutas y la creación de organismos para dar más información y gestionar estos recursos, como son los Puntos de Información Micológica (PMI) de la Junta de Andalucía o el Jardín Micológico de La Trufa.

Alternativa económica del medio rural

Son las comunidades de Castilla y León y Aragón las regiones con mayor tradición por la recolección de setas, hongos y trufas y donde se está desarrollando el micoturismo con más fuerza, seguido de otras comunidades autónomas como País Vasco, Navarra, Cataluña o Andalucía.

Esta actividad económica repercute de manera positiva en el medio rural, condicionando nuevas líneas de negocio, además de las existentes, como son la recolección, la transformación y la comercialización de estos productos.

Por otra parte, el micoturismo ofrece una alternativa al turismo más tradicional. En palabras de la Junta de Castilla y León, es una manera de desestacionalizar la oferta turística. Del mismo modo, es una propuesta transversal, que se complementa con otro tipo de turismo, como el gastronómico.

 

También te puede interesar: 

Continuar Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados


Additionally, paste this code immediately after the opening tag: