Lubina al horno: receta con limón y romero

La lubina al horno es una de esas recetas clásicas que no puede faltar en tu menú, es rápida, sencilla y además está buenísima. ¿Te animas a prepararla?

Lubina al horno: receta con limón y romero
Una receta saludable ideal para cualquier época del año

Hoy te proponemos cocinar una deliciosa lubina al horno, sin duda, una de las mejores formas de consumir este pescado tan apreciado por la calidad de su carne y su sabor suave.

Es cierto que la mejor temporada para consumir lubina es durante los meses fríos, pues se crían en el Océano Atlántico, en el Mar del Norte, en el Mar Mediterráneo y en el canal de la Mancha.

Sin embargo, podemos encontrar lubina de piscifactoría durante todo el año en los supermercados, y por un precio bastante asequible. Claro que los mejores ejemplares son salvajes, esto es algo que enseguida notarás en el aroma y en la textura del propio pescado.

De cualquier forma, esta receta quedará deliciosa con ambos tipos de lubina. Además, este plato tiene un sabor muy característico gracias a al limón y al romero, que son la combinación perfecta para este tipo de pescado.
 

Cómo preparar lubina al horno con limón y romero

La lubina al horno es mucho más sabrosa si la cocinamos al papillote, ya que de este modo conserva todo su jugo, y para ello la hornearemos envuelta en papel de aluminio. ¡Verás que con esta receta acompañada de una buena ensalada consigues un menú de 10!
 

Ingredientes para dos personas

  • 2 lubinas
  • 1 limón
  • 4 patatas medianas
  • 1 cebolla grande
  • 1 diente de ajo
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Unas ramas de romero fresco
  • Sal y pimienta

 

Preparación

1. Lo primero para empezar a preparar la lubina al horno es dejar a precalentar el horno a 180°C.

2. Lava y pela las patatas, y córtalas en rodajas.

3. Haz lo mismo con el ajo y la cebolla, cortando esta última en finos aros.

4. Pon un trozo de papel de aluminio sobre la bandeja de horno, esparce sobre él las patatas y la cebolla, y salpimenta.

5. Limpia la lubina, ábrela y rellénala con unas cuantas rodajas de limón y romero fresco.

6. Coloca la lubina sobre las patatas y la cebolla, echa un chorretón de aceite de oliva, espolvorea un poco de sal gruesa y envuélvela con el papel de aluminio. De este modo, durante la cocción la sal se derretirá poco a poco y el pescado quedará mucho más sabroso.

7. Sella bien el papel de aluminio para que no se filtren los jugos y deja hornear durante aproximadamente 20 minutos.

8. Mientras la lubina está en el horno puedes aprovechar para preparar el acompañamiento, una ensalada Waldorf puede ser la guarnición ideal.

9. Cuando la lubina esté cocida, puedes filetearla y servirla acompañada con la ensalada.

¡Que aproveche!

 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados