Libro Diario, ¿qué es?

Todas las operaciones económicas que realiza una empresa están anotadas en el llamado Libro Diario. ¿Quieres saber cuáles son sus características?

Libro Diario, ¿qué es?
El registro contable es obligatorio por ley

En el ámbito de la contabilidad, existe un archivo que recoge todas las operaciones que ocurren en una empresa ordenándolas de manera cronológica. Es el llamado Libro Diario.

Su función principal es la de llevar un control de los movimientos financieros para conocer las cuentas de la empresa en un momento determinado. Los ingresos, los gastos y el patrimonio son algunos de los conceptos que se ven modificados por lo registrado en este archivo, cuya presencia es obligatoria según establece el Código de Comercio.

Te decimos cuáles son sus características y cómo está regulado por ley.

LIBRO DIARIO, ¿QUÉ ES?

A la hora de crear una empresa, es importante saber toda la información que influye directamente en la organización del proyecto. Por ejemplo, en este artículo te explicamos las distintas formas jurídicas que se pueden adoptar, así como sus requisitos.

Las múltiples obligaciones del empresario son otro de los aspectos a tener en cuenta. Si el Estatuto de los Trabajadores recoge el conjunto de derechos y deberes de los empleados, la normativa española también desarrolla las propiedades laborales de los empresarios.

Por su parte, las relaciones mercantiles están reguladas en el Código de Comercio, del cual hablamos recientemente. En su artículo 28, apartado 2, encontramos la primera referencia al Libro Diario: “Registrará día a día todas las operaciones relativas a la actividad de la empresa”, señala.

Cada registro del Libro Diario recibe el nombre de asiento contable. Estos conceptos, debido a su naturaleza económica, modifican las cuentas de la empresa con cada actualización. Los ingresos, los gastos o el patrimonio, por ejemplo, pueden cambiar sustancialmente según las últimas operaciones de la empresa.

Para registrar un asiento contable se sigue el método de Partida Doble. Este sistema se basa en dos columnas de apuntes, una con el ‘Debe’ (partidas deudoras) y otra con el ‘Haber’ (partidas acreedoras). Cada asiento se compone de, al menos, dos anotaciones distintas, una en cada columna.

Dichas anotaciones se pueden agrupar por periodos no superiores al trimestre, siempre y cuando aparezcan detalladas en otros libros o registros concordantes. Todos los justificantes relativos a las operaciones realizadas deberán ser conservados durante al menos seis años a partir del último asiento contable registrado.

Las empresas están obligadas a llevar una contabilidad ajustada a lo establecido en el Código de Comercio. El Libro Diario, junto con el resto de libros contables, se deben presentar con una periodicidad anual en el Registro Mercantil correspondiente al domicilio social del empresario.

 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados