Impresora de fotos, ¿qué opciones existen?

¿Tienes en mente adquirir una impresora de fotos? Te contamos todo lo que necesitas saber para escoger el modelo que mejor se adapte a tus necesidades como fotógrafo, ¡toma nota!

Impresora de fotos, ¿qué opciones existen?
Las impresoras se dividen en distintos tipos y categorías según el uso.

Tanto los profesionales como los aficionados del mundo de la fotografía, necesitan eventualmente una impresora de fotos. Acudir a un centro especializado como las copisterías, puede funcionar por un tiempo, pero lo cierto es que es más cómodo y barato imprimir todo desde casa, configurando así las fotos.

Si tienes claro que vas a hacer un buen uso de este tipo de impresoras, lo mejor es que aprendas un poco sobre sus características principales y sobre su uso. Saber escoger el modelo adecuado es crucial para poder tener las fotos a tu gusto, por eso te contamos cómo funciona una impresora de fotos, y qué opciones existen.

La impresora de fotos: tipos y categorías

A día de hoy, los tipos de impresora más conocidos en el mercado trabajan con tinta o usan la tecnología láser. Cada modelo tienes sus ventajas y desventajas, y existen también máquinas que combinan características:

  • Impresoras de tinta: también llamadas impresoras de inyección, funcionan con tinta y son las más económicas de todas. Proporcionan claridad en sus impresiones por un coste relativamente elevado por copia, ya que la tinta se gasta con frecuencia.
  • Impresoras láser: la tecnología láser permite que estas impresoras trabajen a gran velocidad pero conservando toda la calidad en el acabado de la impresión. Son más caras que las de tinta, pero compensan su coste a la larga al no usar el mismo sistema de cartuchos.
  • Impresoras multifunción: pueden ser tanto de tinta como láser, y cumplen otras funciones importantes como la de escáner, fax y copiadora. Por regla general prima la versatilidad antes que la calidad, por lo que no son las mejores para imprimir fotos.

Por otro lado, además de los tipos comunes de impresoras fotográficas, encontramos diferentes categorías de máquinas según el uso. Las impresoras dedicadas tan solo imprimen fotografías, y son de tamaño reducido, imprimiendo en formatos de entre 2×3 y 5×7 pulgadas. Con las impresoras semi-dedicadas se consigue una calidad muy profesional en formatos de 13×19 pulgadas, y son ideales tanto para los más veteranos como para aficionados.

¿Qué impresora fotográfica comprar?

A pesar de que la calidad de las impresoras láser alcanza unas cotas muy altas, los modelos de tinta son los preferidos por los profesionales, pues las fotografías tienen un acabado más natural. De entre los modelos que se encuentran disponibles en el mercado destacan:

  • Canon SELPHY CP1200, una impresora portátil con muchísimas funciones entre las que destacan WiFi, USB y ranura SD. Disponible por tan solo 111 euros en Media Markt.
  • Canon PIXMA PRO-100S, un modelo ideal tanto para los aficionados como para los veteranos, que consigue una calidad asombrosa gracias a sus prestaciones y materiales. Se puede comprar por 443 euros en Amazon.
  • Epson SC-P600: es considerada la mejor impresora de fotos por muchos expertos y está claramente orientada a un uso profesional por parte de los fotógrafos que trabajan con cámaras de alta resolución. Disponible a partir de 600 euros en Alternate.

Gracias a este artículo podrás despejar en cierto modo todas las dudas respecto a la compra de una impresora de fotos. Si ya tienes claro qué tipo de uso vas a darle al aparato, te aconsejamos que prepares espacio y tengas lista tu cámara de fotos, pues cuando una de estas impresoras empiece a trabajar, ¡no podrás parar de imprimir tus imágenes favoritas!

 

También te puede interesar:

Continuar Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados


Additionally, paste this code immediately after the opening tag: