¿Cómo hacer mermelada de manzana casera?

Aprende a cocinar tu propia mermelada de manzana tradicional y da un paso adelante en la elección de comidas caseras y más sanas, frente a las procesadas.

¿Cómo hacer mermelada de manzana casera?
Prepara tu mermelada artesanal y evita colorantes, conservantes y exceso de azúcares

Preparar en casa mermelada de manzana es realmente fácil. Además, vamos a proponernos cocinarla al estilo tradicional, dejando a un lado la Thermomix por esta vez, para conocer de cerca la receta original. Hacer mermeladas caseras es una idea muy práctica para aprovechar la fruta que se pasa un poco en el frutero porque no la comimos a tiempo, o para dar salida a exceso de fruta de temporada en el caso de que tuviésemos árboles frutales. En cualquier caso, puedes preparar tus mermeladas con fruta de temporada y disfrutarlas durante más tiempo. En este caso, otoño sería la mejor época para la mermelada de manzana, aunque podemos prepararla durante todo el año.

Elegir mermeladas caseras frente a las procesadas industriales supone un esfuerzo y una inversión de tiempo extra, ya que lo más fácil es adquirirla en un segundo en el supermercado, pero tendremos como recompensa un alimento sin colorantes ni conservantes artificiales, así como sin exceso de azúcares. No obstante, ha de llevar azúcar, mucha azúcar. Es indispensable para preparar mermeladas, ya que es su ingrediente principal junto con la manzana, y la responsable de su conservación (de modo que mientras más azúcar lleve la mermelada, más tiempo durará sin estropearse).

Receta tradicional de la mermelada de manzana


Ingredientes

  • 1 kg manzanas ácidas
  • 150 g azúcar blanco o moreno
  • Agua
  • 1 cucharadita de canela molida
  • 1 cucharadita de nuez moscada
  • ½ limón


Preparación

En preparar la receta de la mermelada de manzana casera al estilo tradicional, lo primero que haremos es pelar las manzanas y cortarlas en trocitos pequeños, y poniendo aparte la piel y el corazón. Estos últimos los pondremos a cocer en agua en un cazo cinco minutos, después, lo escurrimos y sacamos su jugo (después lo añadiremos y conseguiremos una mermelada más espesa). Y, mientras, en una olla grande añadimos la pulpa, junto con el zumo de medio limón.

Transcurrido este tiempo, añadimos un poco de agua en una cazuela, y agregamos las manzanas, el azúcar, las especies y el jugo que extrajimos previamente de la piel y el corazón, y dejamos macerar durante una hora.

El siguiente paso es cocer esta cazuela a fuego medio durante unos 35 minutos. Vamos removiendo hasta alcanzar la textura de la mermelada. Retiramos del fuego y dejamos reposar antes de traspasarla a los recipientes.

 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados