Fumar conduciendo: ¿Está permitido?

¿Alguna vez te has preguntado se puede fumar conduciendo? No eres el único, es un tema que genera muchas dudas y pocas certezas.

Fumar conduciendo: ¿Está permitido?
Muchos no saben si un cigarrillo en la mano puede ser causa de una multa

Fumar conduciendo es algo debe o no estar permitido dependiendo de a la persona a la que le hagas la pregunta. Mientras los conductores expertos que tienen el vicio te dirán que no pasa nada por conducir con un cigarrillo en la mano, otros te dirán que definitivamente es una distracción y un peligro al volante.

Aunque puede haber puntos válidos en una u otra postura, lo cierto es que debería haber una respuesta más clara. Legalmente la respuesta existe, pero es mucho más ambigua de lo que debería.

Vamos a comprobar esto en las próximas líneas y a tratar de resolver algunas dudas durante las mismas.

La pregunta elemental: se puede fumar conduciendo

La respuesta más simple y superficial es si, no hay un texto específico en el Código de Circulación que diga explícitamente que esté prohibido fumar mientras estas detrás del volante.

En otro caso, la discusión terminaría aquí, y el artículo también. Pero hay mucho más para hablar sobre este tema.

El artículo 18.1

El primer párrafo del artículo 18, referido a “Otras obligaciones del conductor” establece lo siguiente:

“El conductor de un vehículo está obligado a mantener su propia libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención permanente a la conducción, que garanticen su propia seguridad, la del resto de los ocupantes del vehículo y la de los demás usuarios de la vía.”

Es aquí donde empieza a complicarse el debate, porque fumar conduciendo puede restringir en cierta medida tu libertad de movimientos, y definitivamente puede alterar tus niveles de atención.

Encender el cigarrillo, fumarlo, controlar el volante y los cambios son demasiadas acciones simultáneas para dos manos. En algún momento descuidarás las más importantes: las que tienen que ver con una conducción segura.

La multa es posible

Basado en el razonamiento anterior, es posible que las fuerzas de la ley te pongan una multa por fumar conduciendo, si consideran que esta acción está interfiriendo negativamente y puede ser un peligro para ti y para otros. En el caso de que se den, se consideran faltas leves y pueden llegar a los 100 euros.

Sin embargo, es poco común que se den multas por fumar conduciendo. Curiosamente son mucho más comunes – y severas – las multas que se otorgan por tirar las colillas por la ventana: pérdida de puntos en el carnet y hasta 200 euros.

Conclusión

Puedes – legalmente y por ahora – fumar conduciendo, pero creemos que puede ser arriesgado y no hay necesidad de ello. Con parar durante un par de minutos para fumar o simplemente esperar harás un gran favor a ti y a otros.

 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados