Fajitas de pollo caseras, receta mejicana típica

Una de las cenas favoritas de mi familia son las fajitas de pollo. Si no abusamos de las salsas es un plato bastante sano.

Fajitas de pollo caseras, receta mejicana típica
Podemos acompañarlas de guacamole casero, salsa picante y queso rallado

Si hay algo que nunca falta en mi despensa son las tortillas mejicanas. Si yo os contara de cuántos apuros me han sacado… Con ellas hago quesadillas, envuelvo el pescado para que mi hijo se lo coma sin rechistar (claro que le tengo que añadir ketchup y queso rallado, pero lo importante es que lo coma) y, sobre todo, preparo una de las cenas favoritas de mi familia: fajitas de pollo caseras.

Pero nada de comprar esos paquetes que ya vienen preparados, no. Lo suyo es cortar el pollo y los vegetales a mano. El sabor no tiene ni punto de comparación y, si utilizamos tortillas integrales y no abusamos de las salsas, incluso se puede decir que es un plato bastante sano. Tampoco es demasiado laborioso.

elaboracion-fajitas


Ingredientes para las fajitas de pollo caseras

Para 4 personas necesitarás, como mínimo, los siguientes ingredientes:

  • 8 tortillas de trigo (para fajitas)
  • 2 pechugas de pollo limpias y deshuesadas
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 1 cebolla
  • sal
  • 1 sobre de especias para fajitas


Elaboración de las fajitas de pollo caseras

A la hora de preparar las fajitas lo que más tiempo nos llevará será cortar los vegetales y el pollo en tiras finas. Les echamos una pizca de sal y reservamos. A partir de ahí comenzamos con la elaboración del plato. Para ello seguiremos los siguientes pasos:

1. En una sartén con un chorrito de aceite pochamos la cebolla. Cuando empiece a coger un poco de color echamos los pimientos y cocinamos un par de minutos.

2. Añadimos el pollo y continuamos cocinando todo junto durante otros 5 minutos. Si vemos que el pollo aún está muy blanco lo dejamos un poco más.

3. Agregamos el sobre de especias (si no tienes siempre puedes hacer tu propia versión, con ajo en polvo, pimentón y comino, por ejemplo), un poco de agua y dejamos en el fuego hasta que el agua se haya evaporado (yo a veces le echo vino blanco en vez de agua).

4. Metemos las tortillas uno segundos en el microondas y las ponemos en un plato.

A la hora de colocar las fajitas de pollo sobre la mesa ponemos todos los ingredientes por separado. Las tortillas en su plato, el pollo con las verduras en una fuente y las salsas cada una en su salsera.

Como acompañamiento yo suelo poner una salsa picante, guacamole casero y queso rallado.

 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados