8 errores que te harán pasar más calor en lugar de refrescarte

¿La ola de calor está acabando contigo? Es posible que estés cometiendo algunos errores a la hora de intentar refrescarte. Descubre aquí cuáles son.

8 errores que te harán pasar más calor en lugar de refrescarte
Aprende a combatir correctamente las altas temperaturas

El verano todavía no ha empezado pero las olas de calor ya han hecho disparar los termómetros, lo que ha provocado que muchos de nosotros hayamos empezado a tomar medidas drásticas contra las altas temperaturas.

El problema está en que muchos de estos remedios, lejos de refrescarnos, nos hacen pasar más calor. Ducharse con agua fría o tomar bebidas muy frías son algunos de los errores más frecuentes.

Además, estos malos remedios contra el calor pueden llegar a ser contraproducentes, ya que pueden provocar problemas de salud causados por la deshidratación o la incapacidad del organismo de regular nuestra temperatura corporal.

 

8 errores que te harán pasar más calor

 

1. Ducharse con agua fría

El truco más recurrido para refrescarse ante las altas temperaturas son las clásicas duchas de agua fría. Sin embargo, estas duchas solo producen el efecto contrario, aumentando la sensación de calor y sofoco.

Teniendo en cuenta que nuestra temperatura corporal debe estar entre 36ºC y 37ºC , un choque térmico lo único que provocará es que nuestro organismo intente recuperar rápidamente su temperatura media.

A esto hay que sumarle que este proceso requiere un mayor gasto de energético, lo que nos provocará más calor en pocos minutos. Lo ideal es tomar siempre duchas de agua tibia.

 

2. Abrir las ventanas

El calor llama a abrir las ventanas, a refrescar la casa y a dejar pasar un poco de aire fresco. Pero cuando es de día y la temperatura exterior es mayor, abrir las ventanas es lo peor que podemos hacer.

Abriendo las ventanas solo conseguiremos que entre más calor en casa, así que lo mejor es mantenerlas siempre cerradas y con las persianas bajadas. Al caer la noche, normalmente las temperaturas bajan y ese es el momento ideal para dejar entrar el aire del exterior.

 

3. Utilizar aparatos eléctricos

El lavavajillas, el secador, la plancha e incluso la televisión, son electrodomésticos que desprenden calor cuando están en funcionamiento, por lo que lo ideal en días de altas temperaturas es evitar el uso de estos aparatos.

En el caso, por ejemplo, de tener que usar el secador lo mejor es hacerlo con el aire frío o estando bien hidratados para evitar posibles golpes de calor.

 

4. Usar ventiladores

Uno de los errores que nos puede hacer pasar más calor también es el uso de los ventiladores. Es importante tener claro que estos aparatos no enfrían el ambiente, simplemente mueven el aire y reemplazan la humedad por aire seco, y la sensación térmica disminuye.

Además, si el termómetro supera los 35ºC, el ventilador puede incrementar todavía más la temperatura del ambiente debido al calor que desprende el motor de este electrodoméstico.

 

5. No vestir colores oscuros

Otro de los grandes mitos para combatir las altas temperaturas es la de que el color negro hace pasar más calor y el blanco nos ayuda a estar más frescos.

La verdad es que los colores oscuros son más frescos y nos ayudan a protegernos mejor del calor, ya que absorben la temperatura corporal y la repelen hacia el exterior.

Eso sí, si vas a la playa o sabes que vas a estar mucho tiempo expuesto al sol, lo mejor es optar por colores claros, pues el negro absorbe todos los rayos del espectro solar.

 

6. Usar el horno y la cocina

Que la época de barbacoas empiece con la llegada del calor no es por casualidad. Además de querer comer al aire libre y disfrutar de cada pequeño soplo de aire fresco, cualquier excusa es buena para pasar el menor tiempo en la cocina.

Los platos frescos, las ensaladas, las frutas y las verduras serán tus mejores aliados para evitar pasar más calor, así que procura alejarte del horno y de todos esos electrodomésticos que harán de tu casa un hervidero.

 

7. Beber líquidos muy fríos

Las bebidas frías, al igual que las duchas de agua fría, tampoco son un buen remedio contra el calor. Es cierto que al principio notarás que te refrescan, pero tu cuerpo recuperará rápidamente su temperatura media, para lo que tendrá que gastar más energía y hará que aumente la sensación de calor.

 

8. Tomar bebidas alcohólicas

Es cierto que en verano siempre apetece refrescarse con un buen tinto de verano o con un cervecita bien fresquita. Sin embargo, consumir bebidas alcohólicas están totalmente desaconsejado si queremos combatir el calor.

Esa sensación de frescor que produce el primer sorbo es solo una falsa sensación que incluso puede llegar provocar un golpe de calor, ya que además el alcohol contribuye a la deshidratación.

 

Esperamos que conocer estos falsos mitos te ayuden a superar esta ola de calor. Recuerda mantenerte siempre hidratado y protegerte del sol.

 

También te puede interesar:

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados