Envejecimiento de la piel, 6 hábitos cotidianos que lo causan

¿Quieres evitar el envejecimiento de la piel? Modificar tus hábitos te puede ayudar a combatirlo. Descubre aquí cómo hacerlo a la vez que cuidas tu piel.

Envejecimiento de la piel, 6 hábitos cotidianos que lo causan
Cambiar tus hábitos te puede ayudar a reducir el envejecimiento

Todos soñamos con tener una piel perfecta, sin arrugas, manchas y otros signos de la edad. Pero esto no siempre ocurre así, ya que la realidad, con el paso de los años, termina por ser otra.

Sin embargo, no somos nada conscientes de que nuestros hábitos diarios están contribuyendo al envejecimiento de la piel. Por eso, si quieres frenarlo y conseguir así tener una piel más sana y juvenil, a continuación te presentamos seis hábitos cotidianos los cuales deberás cambiar en tu día a día para poder combatir el envejecimiento de la piel.

6 hábitos que contribuyen al envejecimiento de la piel


1. Dormir con maquillaje

Este es uno de los peores errores que se puede cometer si quieres que tu piel se mantenga sana y joven.

Irte a la cama sin desmaquillar deteriora tu piel, ya que es durante la noche cuando las células de la piel aprovechan para regenerarse. Es por ello, que cuando sobre tu piel hay una serie de productos actuando como barrera, dicha regeneración no va a resultar nada efectiva.

Intenta crear el hábito de utilizar un tónico facial de limpieza antes de acostarte. En unos años los agradecerás.

2. No utilizar protección solar

A todo el mundo le gusta tener una piel bronceada, pero existen diferentes formas de obtenerla sin tener que comprometer a la salud de esta.

Siempre que vayas a estar expuesto al sol (no solo cuando vayas a la playa) conviene que utilices un protector solar para evitar que los rayos del sol dañen tu piel y como consecuente la envejezcan más.

3. Errores con el maquillaje

Utilizar un maquillaje poco adecuado para tu tono de piel, aplicarlo en exceso o fuera de las zonas indicadas, no es nada beneficioso para la piel, ya que no permite que esta respire lo suficiente. Lo que termina por ahogarla, haciendo que parezca menos sana y envejezca de forma más acelerada.

4. Fumar

Está comprobado que fumar envejece de forma precoz la piel. El tabaco estrecha los vasos sanguíneos, reduciendo la cantidad de oxígeno suministrada a todos los órganos del cuerpo humano. Siendo la piel nuestro órgano principal, obviamente que esta también va a sufrir las consecuencias.

Además, el humo daña una de las enzimas que controla la producción de colágeno en la piel, lo que todavía acelera más el envejecimiento de esta.

5. Alimentación poco saludable

Las dietas pobres en nutrientes son las grandes responsables de la flacidez, tanto en la cara como en el cuerpo, lo que contribuye a un aspecto más envejecido de la piel.

Apostar por una dieta equilibrada y realizar ejercicio físico, no solo es beneficioso para la salud, también contribuye a la obtención de una piel más bonita y luminosa.

6. Estrés y dormir pocas horas

La falta de descanso es otro de los factores que contribuyen al envejecimiento precoz de la piel. Ojos hinchados y párpados caídos son las principales consecuencias de contar con pocas horas de sueño.

Es cierto que el envejecimiento de la piel es un proceso natural y que tarde o temprano acaba por suceder. Sin embargo, si sigues los consejos que te acabamos de ofrecer y comienzas a modificar tus hábitos, seguramente consigas retrasar o ralentizar este proceso tan temido por muchos.

 

También te puede interesar:

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados