Entrevistas de trabajo en IKEA, ¿cómo son?

Entrevistas de trabajo en IKEA, un proceso dividido en tres partes: entrevista telefónica, dinámica de grupo y por último una entrevista personal.

Entrevistas de trabajo en IKEA, ¿cómo son?
Siempre hay que enviar una carta de presentación

Sin duda IKEA es una de esas empresas en las que un gran número de trabajadores quiere entrar a prestar sus servicios. La compañía sueca, dedicada al mobiliario y la decoración es una de las más famosas del mundo. Continuamente se producen entrevistas de trabajo en IKEA.

Esto es debido al gran número de tiendas repartidas por todo el mundo. 315 en más de 27 países y cerca de 155.000 empleados. La oferta laboral es variada pues abarca muy diversos campos como pueden ser los relacionados con la decoración de baños, salones, dormitorios, cocinas, jardinerías, terrazas… Además de puestos administrativos, legales, etc.

Por lo tanto, los puestos ofertados para hacer una entrevista de trabajo en IKEA no son exclusivamente de dependientes. Todo comienza con la iniciativa del candidato de enviar el currículum a la empresa. Junto a él deberá ir siempre una carta de presentación donde se describa el candidato, su experiencia y todo aquello que puede aportar a la empresa.
 

Fases de la entrevista de trabajo en IKEA

 

Envío de Currículum Vitae y carta de presentación

Una vez que reciben el currículum del candidato, este será estudiado por los reclutadores de Recursos Humanos, para ver si se adapta al perfil buscado. También se fijarán en la carta de presentación de debe acompañar al currículum. En caso de estar interesados en la candidatura procederán a pasar a la siguiente fase de la entrevista de trabajo en IKEA.

Entrevista telefónica

Será el primer contacto directo con el candidato. Ejercerá de sondeo previo por parte de los reclutadores para ver si les sigue interesando tras hablar obtener cierta información. En ella pueden hacer preguntas sobre cuáles son los valores del candidato o cómo actúa ante las responsabilidades.

Dinámica de grupo

Superada la entrevista telefónica, comienza la dinámica de grupo. En ella habrá 30 candidatos divididos en tres grupos. Se les someterá a un caso práctico que deberá ser resuelto en veinte minutos.

Apenas cinco minutos después de finalizar la dinámica de grupo, los participantes en la entrevista de trabajo en IKEA serán sometidos a una prueba sorpresa. Se les planteará una cuestión imprevista que servirá a los reclutadores para saber cómo reaccionan ante la presión y situaciones inesperadas.

Entrevista personal

Finalizada la dinámica de grupo se pasa a la entrevista personal de cada candidato. Estará relacionada con preguntas sobre aquello que se ha tratado en la dinámica, como puede ser los fallos ocurridos, mejoras posibles o papel desempeñado por el candidato.

Durante la entrevista de trabajo en IKEA de carácter personal pueden hacer preguntas sobre la actuación del candidato en otros trabajos ante situaciones concretas para analizar así su capacidad resolutiva. Otro tipo de preguntas pueden ser más relacionadas con gustos y aficiones. Con todas las respuestas obtenidas se podrá tener una idea más detallada del perfil del candidato.

 

También te puede interesar:

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados