Ensalada césar: una propuesta barata y muy saludable

La ensalada césar: fresca, fácil de hacer y muy nutritiva, la puedes comer todo el año. 

Ensalada césar: una propuesta barata y muy saludable
Exquisita y muy popular


La ensalada césar es un plato muy sencillo de elaborar, altamente nutritivo y además muy económico. Ideal para solucionarte las cenas o como entrante al mediodía. 

Gusta a todos, por lo que será una buena elección si quieres dejar satisfechos a tus comensales. Te damos todas las claves para que te lucas coon esta popular receta.
 


Triunfa con la ensalada césar 


Barata

Es una propuesta muy barata si además de comer bien buscas ahorrar en tus menús semanales. 

Una ensalada césar para cuatro personas te puede salir aproximadamente por unos 4 euros. Lo que más te puede encarecer son las anchoas, así que solo tienes que elegirlas bien. 



Nutritiva

Esta ensalada, fresca y mu fácil de hacer tiene, sin embargo, altas propiedades nutritivas. El pollo le da ese aporte extra de proteínas pero libre de grasas, ideal para cuidar la línea.

Las anchoas, por su parte, forman parte de los siempre recomendables pescados que aportan hierro, sodio, potasio, fósforo, calcio y vitamina A y B.
 


Ingredientes

 
  • Pechuga de pollo (entre 100 y 150 gramos).
 
  • Pan frito: los tradicionales picatostes que puedes hacer tú o comprar ya hechos.
 
  • Lechuga romana (una media más o menos).


Para la salsa

Necesitas: 
 
  • 1 cucharada de vinagre (o de limón si te gusta más).
 
  • 1 latita pequeña de anchoas.
 
  • 1 diente de ajo.
 
  • 150 mililitros de aceite de oliva (virgen extra si es posible).
 
  • 2 yemas de huevo.
 
  • Mostaza (media cucharada).
 
  • Queso parmesano (50 gramos).
 
  • Sal (al gusto).
 
  • Pimienta negra (al gusto).
 


Elaboración



La salsa
Posiblemente el secreto de la ensalada césar esté en su increíble salsa, por lo que es importante que te esmeres con ella.

En un vaso de batidora echas las anchoas, la yema del huevo, el vinagre, el ajo, la pimienta negra, la mostaza y el aceite de oliva.

Lo bates todo bien hasta que forme una mezcla homogénea. Ahora echas el queso parmesano y revuelves con una cuchara hasta que forme un todo. 

Ya tienes la salsa de tu ensalada césar, métela en la nevera y resérvala.


La ensalada

Comenzamos con el pollo. Cortas las pechugas en tiras y las fríes en una sartén con aceite de oliva hasta que estén bien doraditas. Les quitas el aceite sobrante con un poco de papel de cocina y las reservas.

Si decides hacer tú mismo los picatostes tienes dos opciones: freírlos en la freidora o en una sartén o tostarlos al horno (una opción menos calórica). 

A continuación lavas la lechuga romana y, muy importante, le escurres muy bien el agua. La troceas y la colocas en el bol o fuente en el que vayas a servir la ensalada. 

Colocas por encima el pollo y el pan, echas sal y pimienta al gusto y, por último, la salsa que tenías en la nevera. Mezclas bien y ya tienes tu ensalada césar lista para comer. 

También te puede interesar:
 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados