El Impuesto de Sucesiones en España: en qué consiste

Descubre en qué consiste el Impuesto de Sucesiones y Donaciones. Hoy te contamos cómo funciona el Impuesto de Sucesiones en nuestro país, así como las principales características y peculiaridades de este.
 

El Impuesto de Sucesiones en España: en qué consiste
¿Sabes cómo funciona?

Pagar impuestos no le gusta a nadie, pero todavía menos si estos son a causa de recibir alguna herencia o donación. Precisamente el Impuesto de Sucesiones se encarga de esto. Es decir, grava la transmisión de bienes de una persona a sus herederos.
El Impuesto de Sucesiones es uno de los tributos que mayor desagrado social genera, ya que tras el fallecimiento de un ser querido y el dolor que ello supone, se crea la incertidumbre de qué ocurrirá con los bienes de este y el coste que va a generar heredarlos.
Este impuesto está regulado por la Ley de 1987, la cuál señala que se trata de un impuesto que complementa al IRPF, gravando las adquisiciones a título gratuito cuando aumenta la capacidad de pago del contribuyente, lo que sobrelleva mejor la carga impositiva.
A continuación te presentamos las características más destacables sobre el Impuesto de Sucesiones, para que conozcas sus peculiaridades más generales y acabes con todas tus dudas. 


Características del Impuesto de sucesiones y donaciones


 

¿Qué es?

El Impuesto de Sucesiones y Donaciones es el tributo que grava la transmisión de bienes gratuitos. A pesar de tratarse de un solo impuesto, abarca dos hechos imponibles diferentes:

  • Sucesión en el caso de mortis causa

  • Donación en caso de inter vivos 


Características del impuesto

 
  • Impuesto sobre Sucesiones:

    • Es directo, ya que recae sobre la capacidad económica del sujeto

    • Es personal, debido a la relación con una determinada persona

    • Es subjetivo, porque tiene en cuenta las circunstancias en las que se encuentra el sujeto pasivo

    • Es progresivo, ya que se gravará más cuanto mayor sea la base imponible

    • Es instantáneo, debido a que el hecho imponible se produce de forma aislada
       

  • Impuesto sobre Donaciones:


Características comunes del Impuesto de Sucesiones

  • Existe en toda España

  • Es aplicado en todas las herencias, exista o no un testamento

  • El contribuyente debe presentar de forma obligatoria la declaración tributaria en un plazo máximo de seis meses

  • Al considerarse un impuesto progresivo, la carga tributaria se establece a través de tres partes:
     

    • Valor de lo que se hereda

    • Parentesco que existe con la persona de quien se hereda

    • Patrimonio preexistente de quien hereda


Características específicas del Impuesto de Sucesiones

En España, a parte de existir unas características generales y comunes que reculan el Impuesto de Sucesiones, en cada Comunidad Autónoma cuentan con sus propias características específicas.
 

  • Hay Comunidades Autónomas que han reducido la cuota tributaria hasta casi suprimirla en las transmisiones a favor del cónyuge, familiares ascendentes y descendentes. Esto ocurre en lugares como Navarra o el País Vasco

  • En la mayoría de las Comunidades se establecen bonificaciones de lo más diverso, ya sea en función del parentesco, la naturaleza de los bienes o dejar la aplicación para los casos residuales.

  • En Andalucía, Aragón, Baleares y Castilla La Mancha, las bonificaciones y reducciones tienen que ver con el parentesco de quien hereda los bienes.

  • Cataluña y Extremadura, simplemente aplican la legislación estatal. 


¿Cómo pueden ahorrar impuestos los herederos?

  • Si se transmite en vida a través de la donación

  • Si el número de herederos es elevado

  • Aprovechando las reducciones de la pertinente Comunidad Autónoma 



También te puede interesar:

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados