Derechos de los trabajadores ¿son iguales para temporales y fijos?

Muchas personas no tienen claro si los derechos de los trabajadores son los mismos para quien trabaja con un contrato indefinido o uno temporal.

Derechos de los trabajadores ¿son iguales para temporales y fijos?
Una de las dudas más comunes entre los trabajadores temporales

En lo que respecta a los derechos de los trabajadores temporales y fijos, el Estatuto es bastante claro. Su artículo 15.6 establece lo siguiente:

“Los trabajadores con contratos temporales y de duración determinada tendrán los mismos derechos que los trabajadores con contratos de duración indefinida, sin perjuicio de las particularidades específicas de cada una de las modalidades contractuales en materia de extinción del contrato y de aquellas expresamente previstas en la ley en relación con los contratos formativos”.

Asimismo, estos derechos deben reconocerse “en las disposiciones legales y reglamentarias y en los convenios colectivos de manera proporcional, en función del tiempo trabajado”.

Los derechos de los trabajadores no pueden – ni deben – ser diferentes

Como se puede apreciar, el artículo no puede ser más claro. Los derechos de los trabajadores son – deben ser –  los mismos en todos los aspectos: vacaciones, permisos, salarios e incluso la indemnización cuando finaliza la relación laboral.

La diferencia en la indemnización, el punto de mayor conflicto

Este último punto fue hasta hace poco el de mayor diferencia entre ambos tipos de contrato. Se pensaba que un trabajador con contrato temporal, por su situación, siempre merecía una indemnización más pequeña que la de una persona con contrato indefinido: 12 días por año de salario en lugar de 20.

Esto, desde toda lógica carece de justificación, ya que el hecho de que una persona tenga un contrato con fecha determinada de finalización no quiere decir que trabaje menos que otra cuyo contrato sea fijo.

Esta abolición de las diferencias en las indemnizaciones proviene de la mismísima Unión Europea. En una sentencia del tribunal de Luxemburgo se establece el principio de no discriminación entre los derechos de los trabajadores indefinidos y temporales, aplicable no solo al pago de indemnizaciones sino a cualquier otra condición de trabajo, como el acceso a beneficios sociales.

La tarjeta sanitaria, la única excepción

Aunque los derechos de los trabajadores temporales se han igualado a los de los contratados indefinidamente, aún hay una excepción donde los primeros siguen en desventaja: la tarjeta sanitaria europea.

En su lugar, a los trabajadores temporales se les otorga un certificado que tiene una validez de 90 días, y que según el Ministerio de Empleo y la Seguridad Social tiene la misma función: permitir al poseedor el acceso a atención médica en la UE.

Sin embargo, La Unión Europea no parece estar de acuerdo con esto. La comisaria de Empleo y Servicios Sociales, Mariane Thyssen pidió explicaciones al gobierno español por el uso de estos certificados y considera que vulneran las normas que la propia UE estableció al momento de crear la tarjeta.

Podría suponerse que esto aceleraría un cambio en esta política, pero las explicaciones se pidieron hace dos años y la situación no ha cambiado. De momento, la tarjeta sanitaria es el único elemento donde se discrimina entre trabajadores temporales y fijos.

 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados