5 ideas sencillas y económicas para la decoración de dormitorios

¡Te damos 5 ideas prácticas para una decoración de dormitorios perfecta! Consigue un espacio acogedor, donde comenzar y acabar bien el día.

5 ideas sencillas y económicas para la decoración de dormitorios
Aprende a aprovechar el espacio, los colores y la iluminación.

La decoración de dormitorios es esencial para conseguir crear un ambiente confortable y envolvente.

Es algo en lo que debemos poner mucha atención, ya que es el espacio donde descansamos, por lo que conviene crear una atmósfera relajante con la que podamos desconectar y conciliar bien el sueño.

Para algunos, el dormitorio es el lugar donde pasan bastante tiempo a lo largo del día.

Por eso, a la hora de decorar los dormitorios es importante tener en cuenta las edades y las necesidades de cada uno. 
 


5 ides para la decoración de dormitorios


Para ayudarte a conseguir un dormitorio bonito y acogedor te damos 5 ideas claves muy sencillas y económicas.
 

1. COLORES Y TEXTILES

Los colores son fundamentales para la decoración de dormitorios y, en este sentido, debes pensar que este espacio es vital para relajarte y descansar.

Escoge colores claros y suaves, como por ejemplo el salmón o el color crema. Si eres más atrevido, arriésgate a experimentar con colores grises o verdes en tonos más cálidos. 

Lo ideal es escoger una paleta de colores adecuada para ti, combínalos con el color de las paredes los cojines, las alfombras, las cortinas, los edredones y la ropa de cama.

Se trata de elementos 
muy importantes para ambientar y decorar tu dormitorio de forma a sentirte mejor y tener un buen descanso.


2. ILUMINACIÓN

La iluminación también influye notablemente en la decoración de dormitorios. Sea cual sea la actividad para la que más ocupes este espacio, dormir, trabajar o simplemente leer, la iluminación debe regularse dependiendo de esas actividades.

Si no tienes la suerte de poder disfrutar demasiado de la luz natural, apuesta por luces cálidas y, sobre todo, combina diferentes puntos de luz.

Una muy buena idea es usar un regulador de luz para controlar las intensidades. De este modo tendrás la luz adecuada para cada momento. Encuentra en Ikea, lámparas económicas tanto de techo como de pared o de mesa.


3. ARMARIOS Y ROPEROS

En el caso de que tu dormitorio no sea demasiado grande, para optimizar el espacio puedes improvisar un armario abierto. Una solución muy práctica con la que además conseguirás ahorrar en muebles para almacenar tu ropa y complementos. 

Improvisa siempre a tu gusto. Puedes inspirarte en algunas revistas de decoración o arriesgar con otro tipo de muebles para el almacenaje como este baúl de El Corte Inglés, ideal para los zapatos.
Otra idea para crear una mayor sensación de amplitud es utilizar espejos. Encuentra algunas opciones más económicas en Ikea o en Zara Home.
 

4. PEQUEÑOS DETALLES

Para conseguir un dormitorio en el que nos sintamos realmente bien es clave personalizar el dormitorio. Anímate y añade algunos detalles sencillos, pequeños retoques que lo diferencien del resto de habitaciones de la casa y que lo conviertan en un espacio más íntimo.

Las lámparas y la ropa de cama son elementos decorativos que dicen mucho de nosotros mismos, pero conviene ir más allá: estanterías, libros, fotografías, tapices, cuadros, plantas, velas 
 

5. LA CAMA, LA CLAVE PARA UN BUEN DESCANSO

La cama debería ser la pieza del dormitorio en la que inviertas más dinero, ya que de ella depende tu comodidad y tu descanso. Un buen colchón y un buen somier son vitales para cualquiera.

Si quieres rematar la decoración del dormitorio, puedes colocar un cabecero especial adecuado al estilo del espacio. Un cabecero alto y recto, da una mayor sensación de elegancia, pero también puede optar por un clásico cabecero de metal o de madera.


También te puede interesar:
 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados