¿Cuáles son los impuestos por la compraventa de un inmueble?

Los impuestos por la compraventa de una vivienda son los de Transmisiones Patrimoniales, IVA, Actos Jurìdicos Documentados, IBI, Plusvalía Municipal y/o IRPF.

¿Cuáles son los impuestos por la compraventa de un inmueble?
Los gastos extra suponen un incremento del 10% sobre el precio del inmueble


Comprar una casa es toda una aventura, pero no precisamente de las buenas. Los compradores y vendedores primerizos suelen encontrarse de repente con un montón de gastos con los que no contaban.

De hecho, hay una serie de impuestos y gastos que provocan que el valor total del inmueble se incremente aproximadamente un 10%, según cálculos de las inmobiliarias.

En un reciente artículo publicado por Solvia Magazine se hablaba de este tema y se indicaba que todos estos gastos extra había que afrontarlos entre la firma de la escritura con el notario y la inscripción del inmueble en el Registro de la Propiedad.

Por ese motivo, cuando estamos planeando comprar o vender una vivienda debemos tener claros cuáles son los gastos a los que nos tendremos que enfrentar.

En este artículo nos centraremos principalmente en los impuestos por la compraventa de un inmueble, los cuales varían en función de si somos vendedores o compradores.
 


Impuestos por la compraventa para el comprador


En el caso de los compradores, estos deben hacer frente a los siguientes impuestos:
 
  • El Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales (ITP).  Se trata de un impuesto a pagar en el caso de que se adquiera una vivienda de segunda mano. El importe está fijado por las comunidades autónomas y oscila entre el 5% y el 10% sobre el valor escriturado.
 
  • El IVA. Cuando la vivienda que se adquiere es de nueva construcción no se paga el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales, pero sí que hay que abonar el IVA. Este es del 10% sobre el valor escriturado.
 
  • Actos Jurídicos Documentados (AJD).  Este impuesto también varía en función de la Comunidad Autónoma. Graba los documentos jurídicos necesarios para formalizar la compraventa (extendidos en papel timbrado).



Impuestos por la compraventa para el vendedor


Por lo que respecta al vendedor, este también tiene que hacer frente a una serie de tasas e impuestos por la compraventa de la vivienda en cuestión. A saber: 
 
  • Plusvalía Municipal. También conocido como Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos Urbanos (IIVTU). Este hay que pagarlo en el Ayuntamiento y su importe se calcula en función del valor catastral del suelo del inmueble. Lo que se grava es la ganancia patrimonial o lo que es lo mismo, la revalorización que ha alcanzado la vivienda durante el tiempo que el vendedor ha mantenido su propiedad. Hay una forma de librarse de este impuesto si lo que se ha vendido es la vivienda habitual, y es comprar otra casa para destinarla a primera residencia. El plazo es de dos año a contar desde la fecha de la venta.  
 
  • Impuesto de Bienes Inmuebles.  Le corresponde al vendedor abonar todos los recibos del IBI del año en que se efectúa la venta. Al año siguiente ya deberá pagarlo el comprador.
 
  • IRPF. No podemos olvidarnos de Hacienda. Cuando vendemos un inmueble, debemos reflejar la ganancia obtenida en la declaración de la renta del año siguiente. El fisco se quedará con un porcentaje que oscila entre el 18% y el 22% del importe de la venta.

También te puede interesar:
 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados