Router, en qué hay que fijarse al comprar uno

Si has decidido comprar un router alternativo al que ofrecen las grandes compañías de internet, te ofrecemos una serie de consejos básicos para que encuentres el mejor modelo para ti.

Router, en qué hay que fijarse al comprar uno
Asegúrate de consultar bien las especificaciones

En España todos los problemas e incidencias relacionados con la conexión inalámbrica suelen dejarse a cargo del propio proveedor de internet. Es el caso también del router, que suele entregarse junto a la instalación, y se renueva cada cierto tiempo para evitar el desgaste, pero que no siempre responde a nuestras expectativas.

Cuando hablamos del router hablamos de un dispositivo por el que pasan todos los datos que usamos a diario, y que es el responsable del correcto funcionamiento de internet en la casa durante las 24 horas del día. Para un uso más avanzado y seguro vamos a dar una serie de consejos para comprar un router alternativo a las versiones más básicas instaladas por las compañías de telefonía y datos.

Consejos básicos para comprar el router ideal

 

Ten en cuenta la potencia de la señal

A pesar de lo que digan las especificaciones técnicas de ciertos modelos de routers sobre la potencia de sus señales, es conveniente hacer una prueba y tener muy presente la distribución del interior en el hogar. Muchas veces la señal llega muy debilitada o con interferencias a ciertas partes de la casa, por lo que se debe estudiar el lugar idóneo para emplazar el router, y si fuera necesario algún repetidor en los lugares más amplios.

Comprueba los puertos

Algo fundamental es que el router venga con un modelo actualizado del puerto Ethernet a 1 Gbps, por lo que si la velocidad es menor, considera comprar otro producto. El resto de las conexiones habituales incluyen los puertos LAN y el WAN, para conectar el modem y el resto de dispositivos. Cada vez adquiere más importancia la inclusión de puertos USB con los que se puede hacer streaming al conectar una memoria externa al router.

Elige una velocidad adecuada

Existe un estándar de velocidad que soporta hasta 300 Mbps, el 802.11N, y es bastante más rápido que la versión anterior o “G” de 54 Mbps. Es necesario contrastar la información del router para que no compremos un modelo muy antiguo. Si se da el caso de un uso compartido entre la versión N y la versión G, se producirá una reducción en la velocidad efectiva, por lo que se debe prestar atención a las especificaciones.

Las antenas y la compatibilidad

Con tantos dispositivos funcionando en casa entre móviles, portátiles, la Smart TV e incluso las videoconsolas, se hace indispensable que las antenas disponibles sean capaces de trabajar en múltiples canales simultáneos con la tecnología MU-MIMO. La combinación de un router y una tarjeta de red de la misma marca suele dar mejores resultados, así que recomendamos que conectes varios dispositivos a la vez y veas cómo se comportan.

Algunos de los routers más interesantes del mercado son el Asus RT-N12E, que se puede encontrar por unos 20 euros, o el más sofisticado TP-Link Archer C1200 que incluye banda dual y un puerto USB 2.0 por poco más de 55 euros en Amazon. La próxima vez que vayas a hacerte con un router estarás preparado y podrás escoger la opción perfecta tanto para el trabajo como para el hogar.

 

También te puede interesar:

Continuar Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados


Additionally, paste this code immediately after the opening tag: