Cómo proteger tus ahorros con valores refugio

Las empresas de alimentación, de energía y de gas, así como el agua o el oro son una buena inversión si lo que buscas es proteger tus ahorros

Cómo proteger tus ahorros con valores refugio
Los valores seguros son estables y duraderos aun en momentos de crisis

¿Quieres invertir pero a la vez proteger tus ahorros? Puedes optar por los valores refugio o defensivos. Son las inversiones más seguras, ya que incluso en momentos de crisis o incertidumbre financiera suelen mantener sus beneficios. 

Sin embargo, a pesar de sus beneficios, muchas personas no saben cuáles valores refugio pueden utilizar para proteger sus ahorros.   

Si te paras a pensar un poco seguro que se te ocurre uno. ¿A qué no puedes renunciar aunque estés en paro? Sí: a comer. Y precisamente las empresas de alimentación son una buena inversión si buscas proteger tus ahorros. Por muy mal que vayan las cosas, seguiremos comprando alimentos, así sean sean más baratos o de marca blanca.
 

Los valores refugio para proteger tus ahorros



Otros de los valores seguros por excelencia son: 
 
  • Las empresas de energía y gas. Está demostrado que muy, pero que muy mal tiene que irnos, para que renunciemos a encender la luz, ver la tele o enchufar a la corriente los aparatos eléctricos. Lo mismo se podría decir de la calefacción. De esta forma, los pequeños ahorradores pueden invertir en alguna de las empresas nacionales de estos sectores presentes en el IBEX 35, como pueden ser Gas Natural, Iberdrola, Endesa, Red Eléctrica Española o Enagás.
 
  • El agua (no hace falta decir por qué).
 
  • El oro. Durante el último año se ha revalorizado un 30%. Si queremos invertir en metales preciosos podemos hacerlo de dos formas:

1. Acudir a las compañías que cotizan en bolsa. Hay que tener en cuenta que las acciones deben suscribirse a los mercados internacionales.


2. Por medio de los fondos de inversión.

 
  • También se pueden considerar valores refugio a las empresas que ofrecen a sus accionistas una rentabilidad anual garantizada, en muchos casos superior a la que se podría obtener con los productos de ahorro más tradicionales (como depósitos a plazo o deuda pública).

En lo que no están de acuerdo los expertos es en considerar valores seguros aquellos cuya cotización aumenta cuando el resto baja. Ha ocurrido, por ejemplo, con empresas de tecnología en momentos puntuales. Pero eso no quiere decir que siempre se vayan a comportar de una manera positiva en momentos de crisis.

 

Ventajas y desventajas de proteger tus ahorros con valores seguros

Aparte de lo ya comentado, los valores seguros son perfectos para la inversión a largo plazo, ya que son estables y duraderos. Incluso hay inversores que los utilizan como escudo ante las posibles pérdidas que pudieran sufrir en otras inversiones. Por ello son especialmente adecuados para diversificar el capital.


La parte menos buena de invertir solo en valores seguros es que no sacaremos tanto rendimiento como podríamos hacerlo en otros sectores, cuyo crecimiento es mucho mayor si la economía mejora. 

También te puede interesar:
 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados