Cómo preparar facturas de autónomo

Las facturas de autónomos deber presentarse cada vez que estos realicen un trabajo en el que desarrollan su actividad profesional.

Cómo preparar facturas de autónomo
Facturagem es una sencilla aplicación para hacer facturas

La vida del autónomo no es fácil. No sólo tiene que generar negocio con el que poder salir adelante, sino que también, gane dinero o no, tiene que pagar su cuota de autónomos, la cual, por muchas tarifas planas e inventos que saque el gobierno, a día de hoy sigue siendo altísima.

Por si esto fuera poco, también tiene que encargarse de gestionar todas las facturas generadas en el desarrollo de su trabajo. Las facturas de autónomos son un verdadero suplicio para muchos de los miembros de este colectivo.

Sin duda un complicado mundo para aquellos que se defienden mejor desarrollando su trabajo que enterrados bajo innumerables papeles, algunos de los cuales no saben ni de dónde han salido.

Sin embargo, las facturas de autónomos tienen que responder obligatoriamente a una serie de normas establecidas.
 

Tipos y estructura de las facturas de autónomos


Tipos

Según su contenido pueden ser:
  • Ordinarias, las cuales certifican la operación comercial.
  • Recapitulativas, que certifican la agrupación de facturas de un periodo concreto. Para que tengan valor fiscal tienen que ser anuladas las anteriores.
  • Rectificativas, las cuales indican correcciones de una o varias facturas previas, así como devoluciones de productos, embalajes o envases.

Según su valor
  • Pro-forma, sirve para documentar una oferta, indicando la forma exacta de la factura definitiva. Carece de valor contable, tampoco vale como justificante. Incluye normalmente la fecha de máxima de validez.
  • Copia, certifica la operación para el emisor, indicando los mismos datos que el original. Tiene que aparecer la palabra copia en el documento.
  • Duplicado, es el justificante del receptor. Es expedida por el mismo emisor de la original, con sus mismos datos. Tiene que aparecer la palabra duplicado, para distinguir del original.

Según la información que contiene
  • Completa, la cual tienen todos los requisitos obligatorios de la factura modelo.
  • Simplificada, en la que no aparecen algunos campos concretos. 
  • También existen documentos sustitutivos de las facturas.

Según la manera de transmitir la factura
  • Clásica, mediante soporte físico como el papel.
  • Electrónica, firmada digitalmente mediante certificados reconocidos oficialmente.
 

Contenido de la factura

Aunque la casuística es inmensa, existen una serie de conceptos mínimos que deben aparecer siempre para ser considerada válida.
 
  • Número de factura
  • Fecha de la realización
  • Nombre, domicilio y NIF, tanto del que emite la factura como de aquel al que va dirigida.
  • Exposición de los servicios prestados e importe de los mismos.
  • IVA e IRPF aplicable, importe total y la forma de pago.

Por último podemos indicar que existen interesantes aplicaciones para hacer facturas de autónomos y facilitar así la gestión de las mismas.
 

También te puede interesar:
 

Continuar Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados


Additionally, paste this code immediately after the opening tag: