¿Cómo elegir dispositivos de almacenamiento?

La elección correcta de los dispositivos de almacenamiento que usas depende de algunos factores, que consideramos a continuación.
 

¿Cómo elegir dispositivos de almacenamiento?
Tips para elegir la mejor opción

Actualmente, el mundo de los dispositivos de almacenamiento presenta una gran cantidad de alternativas diferentes… muchas más de las que se podían pensar hace sólo algunos años.

Los tamaños cada vez son más pequeños, las capacidades siguen creciendo y cada vez hay más marcas y modelos diferentes. Esto hace que haya mucho más de donde escoger, pero también puede llevarte a confundirte entre tantas opciones y terminar eligiendo una que no te convenga.

Como no queremos que esto pase, consideramos todos los factores necesarios y te damos una serie de consejos con los que elegir lo que mejor te servirá será mucho más fácil.


Tips para comprar dispositivos de almacenamiento



Una de las primeras cosas que tienes que tener en cuenta cuando eliges dispositivos de almacenamiento de datos es el uso específico que le darás.

A continuación hacemos un repaso de las principales opciones y sopesamos los pros y los contras de cada uno.


Los disco duros externos

Cuando lo que quieres es almacenar grandes cantidades de datos, ninguno de los dispositivos de almacenamiento disponibles (al menos de momento) te ofrecen lo que un disco duro portátil.

Las capacidades actuales llegan hasta 8 TB, los tamaños son cada vez más pequeños y fáciles de transportar, hay una gran variedad de cajas que puedes adaptar a los mismos y los precios cada vez son más bajos, especialmente cuando se evalúa el coste por GB.

Si tiene un punto negativo, es que algunas marcas o modelos puede que no sean compatibles con tus necesidades, por lo que se requiere siempre investigar cuáles te servirán y cuáles no.



Tarjetas micro SD y tarjetas de memoria

Su combinación de pequeño tamaño y capacidades de hasta 256 GB, han convertido a estos dispositivos de almacenamiento en la única opción que puedes utilizar en un smartphone.

Pero para otras finalidades, casi siempre es preferible alguna otra opción. Si se trata de tener mucho almacenamiento, los discos duros externos cumplen mejor esa función.

Además, su tamaño excesivamente pequeño hace que sean demasiado fáciles de perder.

Nuestra recomendación es que la elijas en casos donde sepas que no necesitarás mover la tarjeta de un lado a otro.



Pen drives o flash drives

Con capacidades de hasta 128 GB, siguen siendo una de las mejores alternativas para quien desea hacer respaldos de una gran cantidad de datos de tamaño medio o bajo.

Además, aunque cada vez son más pequeños siguen teniendo tamaño suficiente como para no ser dispositivos de almacenamiento demasiado frágiles o con propensión a extraviarse.

¿Su punto negativo? Los puertos USB están variando constantemente en algunos casos y a ser descartados por cada vez más tablets en otros.

Si en el futuro no se empiezan a fabricar unidades capaces de funcionar con más de un tipo puerto de entrada puede que empiecen a volverse un tanto obsoletos.



Unidades de CD/DVD

Aunque son uno de los dispositivos de almacenamiento más antiguos que aún viven, aún tienen algún uso.

Son económicos y aún fáciles de encontrar en muchas tiendas electrónicas e ideales para ciertas finalidades como tener videos familiares, hacer presentaciones de trabajo o hacer un backup de programas o drivers para reinstalar cuando sea necesario.

¿Los problemas? Su capacidad de almacenamiento es limitada, son una tecnología que más temprano que tarde morirá y además son el único método de almacenamiento donde los datos ocupan tanto espacio informático como físico.
 


También te puede interesar:

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados