Colágeno, te explicamos todo lo que debes saber

¿Sabes qué es el colágeno y para qué sirve? Aquí te desvelamos los usos y beneficios de esta sustancia. ¡No te lo pierdas!

Colágeno, te explicamos todo lo que debes saber
Descubre cuáles son los beneficios del colágeno

Seguro que alguna vez has oído hablar de las inyecciones de colágeno, de rellenar las arrugas o de cualquier otro término que haga referencia al ámbito de la estética para prevenir el envejecimiento.

Sin embargo, el colágeno también es producido de forma natural por el ser humano, ya que se trata de la sustancia responsable de mantener la elasticidad y firmeza de la piel en nuestro cuerpo. Por lo tanto, se trata de una proteína realmente importante, la cual mantiene las células firmes y unidas, aunque también actúa en las células de otros tejidos, de músculos, ligamentos, tendones y articulaciones.

Otras veces, también es posible obtener colágeno a través del consumo de algunos alimentos. Pero si quieres saber más cosas sobre esta sustancia y cuáles son sus beneficios y usos, a continuación podrás descubrirlo.

¿Para qué sirve el colágeno?

Además de la producción natural de colágeno de la que el cuerpo humano (y el de todos los mamíferos) es responsable, esta sustancia también se puede encontrar en algunos alimentos que mencionaremos más adelante. Sin embargo, hoy en día, el colágeno es muy utilizado en cremas o suplementos alimenticios, los cuales aportan un extra de esta sustancia a la dosis que genera nuestro cuerpo.

Como esta proteína es la responsable de mantener la piel sana y firme, así como de ayudar a solucionar algunos problemas cutáneos, la aparición de arrugas o hasta la rigidez muscular y los problemas en los huesos, conviene que el cuerpo pueda estar bien nutrido de ella para poder evitar tanto problemas de salud, como resolver aquellas cuestiones estéticas que van apareciendo con la edad.

Usos y beneficios del colágeno

Como viene siendo natural, con la edad, la producción de colágeno del cuerpo baja. Por eso, si alguno de estos síntomas te resulta familiar, será sinónimo de que te encuentras en momento de consumir un suplemento de colágeno:

  • Disminución en la elasticidad y firmeza de la piel.
  • Debilidad en el pelo.
  • Aparición de arrugas y líneas de expresión.
  • Surgimiento de estrías.
  • Piel fina y deshidratada.
  • Debilidad en las articulaciones y disminución de la densidad ósea.

Algunos de los beneficios que el colágeno puede aportar a tu cuerpo son:

  • Prevención de celulitis.
  • Fortalecimiento de pelo y uñas.
  • Aumento en la elasticidad de la piel.
  • Retraso en la aparición de arrugas.
  • Prevención de las estrías.

Como bien sabrás, esta proteína también es empleada en las cirugías estéticas. Pero no solo en las que tienen las finalidades más obvias, ya también se utiliza en aquellas que tienen que ver con la reconstrucción ósea, la reconstrucción de la piel después de haberse sufrido quemaduras severas, (en este caso incluso se puede llegar a utilizar colágeno de fuente porcina) e incluso en las cirugías cardiovasculares.

En cuanto a las cuestiones más puramente estéticas, el colágeno también se encuentra inmerso en cremas hidratantes y en las famosas inyecciones administradas en centros de estética o por cirujanos plásticos.

¿Cómo reponer los niveles de colágeno?

A partir de los 50 años de edad nuestro cuerpo comienza a producir esta proteína a un nivel mucho más bajo de lo que lo venía haciendo hasta el momento. Esta disminución es la responsable del envejecimiento físico, el cual ya se puede notar en mayor o menor medida frente al espejo. Por lo tanto, es importante que consultes a tu médico para que este te aconseje los suplementos alimenticios que más se adecuen a la falta de producción de colágeno en tu cuerpo.

De todos modos, es importante no caer en exageraciones, ya que existen diversas formas naturales de ayudar a nuestro cuerpo a restablecer los niveles naturales de colágeno. Simplemente aumentando el consumo de carnes (roja o blanca) y de gelatinas, ya se estará contribuyendo a un alto consumo de esta proteína.

Por otra parte, los suplementos también pueden ser de gran ayuda en los casos más extremos. Aunque sin duda, siempre se recomienda una alimentación equilibrada que los acompañe.

 

También te puede interesar:

Continuar Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados


Additionally, paste this code immediately after the opening tag: