Cómo cocinar al vapor, con o sin vaporera

Valoramos las dos opciones para cocinar al vapor, usando la vaporera o empleando otros medios alternativos, para aprovechar los nutrientes de los alimentos.

Cómo cocinar al vapor, con o sin vaporera
Descubre las principales ventajas de preparar los alimento al vapor

Cocinar al vapor consiste en cocer un alimento utilizando el vapor de agua. Esta técnica, que requiere de ciertos instrumentos de cocina, permite aprovechar los valores nutricionales de los alimentos que de otra manera no sería posible.

Además de conseguir una comida más ligera y saludable gracias a este modo de cocción, es también un método limpio, tanto por utilizar pequeñas cantidades de grasa y aceite, como por impedir que la comida se adhiera a la superficie de la olla.

La vaporera es una de las vías más frecuentes para cocinar usando vapor de agua. Sin embargo, existen otros medios de similar funcionamiento que son iguales de eficaces.

 

Opciones para cocer al vapor

cocinar-con-vaporera

Utilizar una vaporera

La olla vaporera es un instrumento de cocina compuesto por, al menos, dos compartimentos conectados. La zona inferior está destinada a contener el agua que va a ser calentada para su evaporación, mientras que en la parte superior se colocan los alimentos. Cuando el agua comience a hervir y desprender vapor, este pasa al siguiente compartimento cubierto con una tapadera, cociendo de este modo los alimentos.

Hay muchos tipos de vaporeras para cocinar al vapor, según los materiales, desde ollas metálicas de acero inoxidable como ésta de Ikea, de cerámica como la Stahlberg 3802-S, la vaporera de cristal como la de Conasi o de bambú de Ken Hom.

Un paso más a nivel tecnológico serían las vaporeras eléctricas. El temporizador, la disponibilidad de varios compartimentos herméticos, la posibilidad de ajustar el grado de cocción o la disposición de un sistema de retención de nutrientes como vitaminas o minerales son sus principales ventajas.

Cocinar sin vaporera

Pero si no tienes a mano una vaporera o sencillamente no quieres invertir dinero en este utensilio de cocina, te contamos otra manera de cocinar al vapor. Es muy sencillo y solo requiere de una olla con tapadera donde verteremos el agua y un colador de tamaño grande y adaptable al diámetro del recipiente en el que añadiremos los alimentos.

La cocción en contacto directo con el agua provoca que los alimentos pierdan sus propiedades. Por este motivo, cuando vayamos a utilizar este método hemos de tener en cuenta que el agua no debe tocar la rejilla del colador.

Consejos

Una vez tengamos lista la carne, el pescado o las verduras cocinadas al vapor es el momento de salarlas, y no antes. En cambio, sí podemos echar especias, hierbas o vinagre al agua para dar mayor sabor a la comida, tal como aconseja Comosecocina.com. Es importante también conocer los tiempos de cocción de cada alimento para evitar que pierda textura, sabor y propiedades.

 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados