Conoce las bonificaciones de autónomos para las nuevas altas

Con la crisis muchos trabajadores han decidido trabajar por su cuenta, optando entonces a la posibilidad de recibir bonificaciones de autónomos.

Conoce las bonificaciones de autónomos para las nuevas altas
Tarifa plana de 50 € para nuevos autónomos

Más de uno soñó alguna vez llegar a ser un día su propio jefe, evitando así tener que soportar a superiores impresentables y órdenes sin ton ni son. Y mira por dónde, lo que es la vida, gracias a la crisis un buen número de trabajadores pudo convertir sus aspiraciones en realidad: trabajar por cuenta propia. Para ayudar a estos nuevos emprendedores existen ayudas en forma de bonificaciones de autónomos.

Según la edad, el grupo concreto al que pertenezcan o bien incluso sean altas de familiares colaboradores de autónomos, tendrán una bonificación u otra. Al menos será siempre una reducción que ayudará a hacer frente a la nueva situación laboral que acaban de empezar.

 

Tipos de bonificaciones de autónomos nuevos

 

La más destacada es la famosa tarifa plana de 50 euros. Está destinada a todos aquellos nuevos trabajadores por cuenta propia que se den de alta por primera vez en el RETA, el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos, o para aquellos que no hayan estado inscritos en él durante los cinco años anteriores.

La reducción de la cuota por contingencias comunes será como decimos de 50 euros durante un periodo de seis meses.

También serán objeto de bonificaciones de autónomos los menores de 30 años así como las mujeres de menos de 35 que se den de alta en el RETA. En este caso, junto a las reducciones generales, podrán beneficiarse de una bonificación extra que equivale al 30% sobre la cuota de contingencias comunes. Dicha ayuda se extiende durante el siguiente año una vez finalizado el periodo de descuento de carácter general.

Las bonificaciones de autónomos no se olvidan de las personas con discapacidad. Aquellos que tengan una igual o mayor del 33% tendrán reducida su contribución por contingencias comunes durante el año siguiente al alta en el RETA a la cantidad de 50 euros. Finalizado este periodo se pude aplicar una reducción del 50% en la cuota de contingencias comunes durante cuatro años, hasta llegar a un máximo de cinco años contados desde la fecha de alta.

Además de todos estos casos, existe una bonificación de autónomos del 100% de la cuota para aquellos trabajadores que estén de baja por maternidad o paternidad. Ésta cantidad se consigue de la aplicación sobre la base fija o mínima correspondiente al tipo de cotización indicado como obligatorio durante el periodo de sustitución.

Cuando se produzcan nuevas altas de familiares colaboradores de trabajadores dados de alta en el RETA obtendrán bonificaciones de autónomos del 50% de la cuota que tienen que pagar durante un periodo de 18 meses. Durante los seis meses posteriores lograrán una reducción del 25%.

 

También te puede interesar:

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados