Arroz con leche, descubre la receta tradicional

Si quieres aprender a elaborar un arroz con leche cremoso a la manera tradicional, has llegado al sitio correcto.

Arroz con leche, descubre la receta tradicional
Para que te salga bien el fuego debe estar muy bajo

Tengo que reconocer que no soy muy de postres. Pero cuando me ponen un arroz con leche bien hecho delante la boca se me hace agua. Y si además está requemado, entonces sí que ya no puedo resistirme.

Lo malo del arroz con leche es que en muchos sitios lo sirven como si fuera una sopa dulce, es decir, leche y granos de arroz flotando. Así que mejor saber donde se come o intentar hacerlo nosotros mismos en casa. Si quieres aprender a hacerlo a la manera tradicional para que te salga cremoso, sigue leyendo.

Ingredientes para un arroz con leche

Para elaborar nuestro arroz con leche tradicional para 6 personas necesitaremos los siguientes ingredientes:

  • Arroz redondo (180 gramos)
  • Leche entera (un litro y cuarto)
  • Mantequilla (unos 40 gramos)
  • Azúcar (180 gramos)
  • La piel de un limón bien lavada
  • Anís
  • Sal
  • Agua

 

Elaboración del arroz con leche

Una vez tenemos todo listo, comenzamos con la preparación. Seguiremos los siguientes pasos:

1. Ponemos a fuego lento una olla con agua (medio vaso es suficiente), una pizca de sal y el arroz. Cocemos unos 10 minutos.

2. Añadimos la leche, la mantequilla, la piel del limón y un chorrito de anís. Lo dejamos cociendo a fuego bajo durante más o menos una hora.

3. Removemos cada poco con una cuchara de madera y cuando veamos que el arroz ya está hecho y que ha quedado como una crema, añadimos el azúcar. En esta receta hemos puesto 180 gramos, pero puedes variar la cantidad en función de los gustos de la familia.

4. Dejamos en el fuego otros cinco minutos más para que el azúcar se incorpore y retiramos. Lo dejamos reposar.

5. Sacamos la piel del limón, emplatamos en cuencos individuales y dejamos enfriar. Guardamos en la nevera hasta que vayamos a consumirlo.
 

Presentación del arroz con leche

A la hora de servir podemos espolvorear canela y estará buenísimo. Pero el resultado será de 10 si echamos un poco de azúcar y lo quemamos con un soplete o una plancha.

Como vemos, la elaboración no es que sea difícil, pero sí que lleva tiempo (calcula una hora y media) y hay que estar pendientes de remover para que no se nos pegue. También podemos añadir una rama de canela al principio de la cocción y retirarla antes de emplatar, como hicimos con la piel del limón.

Un último consejo. Si queremos que el arroz quede más suelto, podemos ponerlo a remojo unos minutos y aclararlo un par de veces. De esta forma, perderá una parte del almidón.

 

También te puede interesar:

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados