El aplazamiento del IVA es posible para autónomos y pymes

Los autónomos van a poder seguir solicitando el aplazamiento del IVA (también del IRPF) si justifican que no han cobrado las cuotas repercutidas.

El aplazamiento del IVA es posible para autónomos y pymes
Para deudas de 30.000 euros o menos no será necesario aportar garantías

Hacienda acaba de informar de cómo queda el aplazamiento del IVA para autónomos y pymes tras la entrada en vigor del Real Decreto-ley 3/2016, de 2 de diciembre. Como recordaremos, esta norma eliminaba la posibilidad de conceder aplazamientos o fraccionamientos de determinadas deudas tributarias.

Pero parece ser que las quejas elevadas por las diferentes asociaciones de autónomos han sido escuchadas y el fisco ha aceptado el aplazamiento del IVA en algunos casos. Según informa el organismo en su página web, los autónomos van a poder seguir solicitando el aplazamiento del IVA (también del IRPF) si justifican que no han cobrado las cuotas repercutidas, sobre todo en las solicitudes que excedan la cantidad exenta de garantías.

 

Aplazamiento del IVA: el mecanismo


El mecanismo de actuación anunciado por Hacienda será el siguiente:

  • El aplazamiento del IVA, así como su fraccionamiento, van a poder solicitarse si los autónomos y pequeños empresarios acreditan que no han cobrado las cuotas de IVA repercutidas.
  • Para solicitar el fraccionamiento o aplazamiento de deudas de 30.000 euros o menos no será necesario aportar garantías. Estas se tramitarán a través de un procedimiento automatizado. Hasta octubre de 2015 el límite exento de aportar garantías era de 18.000 euros.
  • Las solicitudes por importes de más de 30.000 euros sí que deberán ir acompañadas de las garantías oportunas. Además, se tramitarán a través de un proceso ordinario.

 

Aplazamiento del IVA: los plazos


En cuanto al plazo de aplazamiento del IVA para autónomos, este será de un máximo de 12 meses para cantidades de 30.000 euros o inferiores. La periodicidad de los pagos será mensual y se tramitarán a través de un mecanismo automatizado de resolución. Para cifras superiores el plazo puede alargarse hasta lo 36 meses, según las garantías aportadas. En ambos casos, el deudor puede solicitar un número de plazos inferior.

Por su parte, las empresas solo podrán aplazar deudas tributarias de menos de 30.000 euros y el plazo se queda en los 6 meses como máximo.

 

Aplazamiento del IVA: la ley


El aplazamiento y fraccionamiento del pago del IVA viene recogido en el artículo 65 del citado Real Decreto-ley 3/2016, de 2 de diciembre. Este entraba en vigor el pasado 1 de enero de 2017 y se ha publicado sin los cambios mencionados en este artículo. Sí que hay una nota que dice:  “Los aplazamientos o fraccionamientos cuyos procedimientos se hayan iniciado antes del 1 de enero de 2017 se regirán por la normativa anterior a dicha fecha hasta su conclusión”.

 

También te puede interesar:

Continuer Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados