¿Qué es la amortización?

La amortización es el gasto periódico de un bien durante su vida útil, en cuyo tiempo lo hemos poseído y usado. Te lo explicamos con detalle.

¿Qué es la amortización?
El coste de una inversión depende en gran medida de este concepto

En el día a día nos rodeamos de objetos que utilizamos con frecuencia: ordenadores, teléfonos móviles, coches, electrodomésticos, muebles, impresoras… Todos ellos, durante el tiempo que permanecen con nosotros y los usamos, generan una determinada amortización.

Cuando esos bienes forman parte de nuestro lugar de trabajo pertenecen al llamado inmovilizado de la empresa. Los inmovilizados pueden ser materiales, como cualquiera de los ejemplos anteriores, o inmateriales, como una licencia de software.

Con el paso del tiempo y el uso que hagamos de ellos, todos esos bienes se irán deteriorando o quedando obsoletos. Es decir, se van amortizando.

¿QUÉ ES LA AMORTIZACIÓN?

En primer lugar es necesario definir el concepto de ‘vida útil’ del bien, que no es más que el tiempo durante el cual permanece con nosotros.

La amortización es, por tanto, el gasto periódico -mensual o anual normalmente- de un bien a lo largo de su vida útil.

Este gasto se va registrando en el sistema de contabilidad. Cuando adquirimos un bien, lo reflejamos en nuestra contabilidad como la entrada de un activo y no como un gasto. El gasto real se produce cuando el bien se va deteriorando a medida que pasa el tiempo.

Existen dos clases de amortización en términos contables de una empresa:

  • La reducción directa del valor del activo, que se contabiliza como un gasto en la cuenta de pérdidas y ganancias.
  • La pérdida de valor del activo que no se refleja en el balance de situación, sino que se crea una partida de pasivo para la disminución del capital.

Hay muchas formas de calcular la amortización del inmovilizado, pero las dos principales son:

1. AMORTIZACIÓN CONTABLE

Es la más común y sencilla. Se basa en un cálculo lineal, es decir, todos los años de vida útil del bien se contabilizará el mismo gasto. Por ejemplo, si adquirimos un ordenador por 2.000 euros que se puede utilizar durante 4 años, obtenemos que cada año se produce una amortización de 500 euros (2.000 / 4).

2. AMORTIZACIÓN ACUMULADA

En Mi Portal Financiero ya hemos hablado en alguna ocasión de este concepto. Como su propio nombre indica, aquí se irá acumulando en cada periodo la cantidad amortizada.

Este resultado revela la amortización total que llevamos de un inmovilizado hasta el momento. Esto es muy útil para calcular el valor que tiene ese activo en un momento determinado, si lo que queremos es venderlo sin sufrir pérdidas. La fórmula sería: Precio de adquisición – Amortización acumulada = Valor contable del inmovilizado.

Continuar Leyendo
COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados


Additionally, paste this code immediately after the opening tag: