Trucos y consejos para ahorrar calefacción… ¡sin pasar frio!

Comienzas a pensar en el frio y a prepararte. Ya te preocupas por los gastos y no sabes cómo ahorrar calefacción. ¡Calma! Este año nosotros te ayudamos.

Trucos y consejos para ahorrar calefacción… ¡sin pasar frio!
Prepárate para el otoño e invierno

Todos los años nos enfrentamos al mismo dilema de cómo hacer para mantener nuestro hogar caliente sin tener que quemar, casi literalmente, nuestro dinero. Este año cuentas con nuestra ayuda para ahorrar en calefacción, sin tener que pasar frio y sin tener que gastar todos tus ahorros.


Tipos de calefacción


Para ahorrar en calefacción, debes entender cuál es el sistema que más te conviene. A continuación, las opciones que existen actualmente:
  • Gas Natural: el más utilizado por los españoles. Si en la calefacción están incluido los otros servicios, como calentar agua y cocina, es la mejor opción;
  • Combustible (gasóleo): para grandes espacios y anexos;
  • Estufa: viviendas que no están demasiado expuestas al frío y que solo necesitan un refuerzo de calor;
  • Eléctrica: perfecta para los que pasan poco tiempo en casa y para los pequeños apartamentos.


Ahorrar calefacción


Ahora que sabes lo que más te conviene, no te venderemos ningún producto, ni un nuevo servicio, simplemente, te contaremos los trucos que muchos utilizan para poder aprovechar al máximo la calefacción.
 
  • Mantén todos los servicios y aparatos de tu casa en perfecto funcionamiento. Con una revisión periódica no solo te ahorras dinero con la calefacción, sino que también estarás más seguro en lo que toca a salud;
  • Una recomendación básica es la de purgar los radiadores antes de comenzar el frio. Con esto queremos decir que, tus radiadores tienen tendencia a acumular algunos gases (burbujas de aire), usarlos sin purgarlos es posible, pero serán menos eficientes. Al hacer esta pequeña y fácil revisión, funcionaran a 100 % y no malgastarás energía;
  • Utiliza un termostato. Este será tu nuevo fiel amigo. No solo es lo mejor para tu bolsillo, como también para el ambiente. Ahorrar calefacción es tan simple como ajustar la temperatura. Los estudios, y los españoles, apuntan entre 19 – 21 grados centígrados como la temperatura ideal. Si eres de los que no está en casa durante el día, existen aquellos que se pueden programar para encender y apagar a determinadas horas/días;
  • Si no quieres un ambiente extraño, no seques tu ropa en el radiador. No solo lo dañas, sino que también dejas un ambiente tan húmedo que, sin notarlo, se vuelve incómodo y te hará ajustar la calefacción innecesariamente;
  • Si tu casa es pequeña no tendrás grandes inconvenientes, pero si es amplia, recuerda que no necesitas calentar todas las divisiones (si no están ocupadas claro). En estos casos donde hay muchas divisiones hay tendencia a gastar más para calentar la casa. Basta con cerrar las puertas y no utilizar dichos radiadores, y conseguirás el mismo resultado que una casa más pequeña;
  • En cualquiera de los casos, haz de tu caso un perfecto ejemplo de aislamiento térmico. Recuerda verificar puertas, ventanas y cualquier espacio que permita la fuga de calor o la entrada del aire exterior. Existen productos de silicona, goma u otros materiales específicos que permiten bloquear estos agujeros, incluso para los respiradores de la cocina y baño que también suelen permitir estos pequeños escapes;
  •  Las variaciones de temperatura existen no solo durante el día, y la noche, sino también en nuestro cuerpo. Por eso, ajustar la temperatura, apuntando siempre un poco más para abajo, será beneficioso para ahorrar calefacción. Esto no solo te permite el dicho ahorro, como podrás usar aquellos pijamas cómodos y gruesos, y toda una serie de atuendos bastante cómodos.
  • Por último, si tienes problemas con tu cama porque parece el auténtico polo norte, la opción de las bolsas de agua caliente resuelven tu problema rápidamente, y duran casi toda la noche.
Y ahora ¿Ya estás preparado para el frio que se acerca?

También te puede interesar:
 

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Artículos relacionados